jueves. 08.12.2022

Fabero cerrará durante los cinco meses más duros del invierno su piscina climatizada. Esta medida le permitirá ahorrar unos 60.000 euros al año y está incluido en el plan de ajuste que llevará a cabo el municipio en los próximos diez años. El alcalde de Fabero, José Ramón Cerezales, explicó que sólo en gasoil, la piscina climatizada tiene un gasto de 15.000 euros mensuales y que de los cerca de 5.300 vecinos que están censados en Fabero tan sólo tienen el abono de estas instalaciones unos 70. Cerezales explicó que la piscina climatizada, en la que trabajan un monitor, un socorrista y una persona de mantenimiento abrirá sólo de febrero a junio y que durante los meses que permanecerá cerrada su personal se reducirá y sólo se quedará el encargado del mantenimiento. El plan de ajuste también contempla el control en el gasto de la escuela de música y la subida de algunos impuestos como el IBI o las inspecciones de obra y su valoración. A mayores, el apagado selectivo, que supondrá un ahorro del 40%. Las facturas a proveedores superan los 1,2 millones.

Fabero llevará esta medida al pleno que se celebrará hoy a las 12.30 horas, junto con la creación de nuevas tasas como las parejas civiles y de hecho (a las que se cobrará 60 euros a partir de ahora). Los integrantes de la corporación municipal también debatirán en la sesión de hoy la moción para que la Junta regule la incineración, coincineración y valoración de residuos en la comarca del Bierzo, promovida a raíz de la iniciativa de la cementera Cosmos.

La piscina climatizada cerrará cinco meses para reducir 60.000 euros al año
Comentarios