martes 19.11.2019
Ayuntamiento

Ponferrada comenzará a tramitar las ayudas del ARU en noviembre

La plaza de la Encina, el caso antiguo y la avenida de España, entre las futuras zonas wifi
Imagen reciente de una de las calles del barrio de La Puebla Norte. L. DE LA MATA
Imagen reciente de una de las calles del barrio de La Puebla Norte. L. DE LA MATA

La oficina que gestionará las ayudas del Area de Regeneración Urbana (ARU) de la Puebla Norte en Ponferrada retrasará su apertura en alguno de los locales vacíos del barrio hasta comienzos del próximo año para cumplir con los plazos legales de la contratación del servicio, pero el Ayuntamiento comenzará ya en el mes de noviembre a recoger en sus dependencias las primeras solicitudes de propietarios interesados en mejorar los accesos, la eficiencia energética de sus inmuebles y renovar los edificios en una zona que se ha degradado en las últimas décadas. Así lo ha adelantado el concejal del área de Dinamización Económica, Urbanismo y Sostenibilidad Ambiental, Pedro Fernández.

Los plazos para adjudicar el servicio de gestión han retrasado el inicio del proceso para repartir las ayudas a las primeras 150 viviendas que estaba previsto para este mes de octubre. Una vez publicadas las bases de la convocatoria en el Boletín Oficial de la Provincia, el Ayuntamiento destinará en torno a 400.000 euros para adjudicar el servicio de tramitación a un gestor que se encargue de acondicionar el local que, sin salirse del barrio, sirva de oficina al ARU, que en los próximos años manejará hasta nueve millones de euros en los próximos cuatro años. La ubicación de la oficina aún no está decidida, «pero lo que sobran en el barrio son locales vacíos», explicaba el concejal.

El pliego de contratación del servicio todavía debe pasar por el Pleno, de modo que Fernández estima que la oficina no funcionará hasta el inicio de 2020. Sin embargo, el Ayuntamiento comenzará ya en noviembre a recoger solicitudes. La idea es agilizar todo lo posible los trámites para que los primeros propietarios dispongan de algo más de un año para certificar las obras que lleven a cabo con la subvención dentro del plazo establecido. Instalar ascensores en inmuebles de mediados del siglo pasado serán proyectos que se repetirán para hacer más atractivos los inmuebles, muchos de ellos semivacíos o vacíos por completo. La Junta, que apoya el 45 por ciento de los fondos, el Ayuntamiento, el 37, y el Ministerio de Fomento, el 10 por ciento dejarán en mínimos el porcentaje de inversión que deben afrontar los solicitantes.

La Concejalía de Urbanismo también tiene pendiente de decidir las zonas de la ciudad donde ubicará áreas wifi grauita en la calle, aunque Fernández puntualizó ayer que los espacios peatonales más simbólicos, como puedan ser la plaza de la Encina y otras zonas igual de emblemáticas del casco antiguo, o la avenida de España, estarán sin duda en el mapa donde los usuarios de internetL podrán conectarse gratuitamente en la vía pública.

Ponferrada comenzará a tramitar las ayudas del ARU en noviembre