domingo 29/5/22
                      Exterior del colegio Campo de la Cruz de Ponferrada, en la parte alta de la ciudad. ANA F. BARREDO
Exterior del colegio Campo de la Cruz de Ponferrada, en la parte alta de la ciudad. ANA F. BARREDO

El Ayuntamiento de Ponferrada ha presentado al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia una solicitud de ayuda para poner en marcha el proyecto municipal de mejora energética en los colegios públicos Peñalba y Campo de la Cruz. La inversión necesaria para ello roza los 1,3 millones de euros, de los que 698.804 euros están contemplados para el Peñalba y 577.671 euros para la intervención en Campo de la Cruz.

Este proyecto se enmarca dentro del Plan Municipal de Recuperación y cumple los requisitos establecidos en la orden por la que se aprueban las bases reguladoras de la concesión de ayudas a la rehabilitación de edificios de titularidad pública. Las actuaciones que se pretenden llevar a cabo se orientan fundamentalmente hacia la optimización de la envolvente térmica en ambos centros, la mejora de la eficiencia en la iluminación en el colegio Campo de la Cruz y la mejora de la eficiencia en el sistema de calefacción y Agua Caliente Sanitaria (ACS), también en ambas instalaciones.

Para optimizar la envolvente térmica y combatir las pérdidas por ventilación y/o infiltraciones se propone sustituir las carpinterías existentes, que son de acero y de un vidrio simple sin roturas de puente térmico. Además, diversas salas disponen de fábrica armada de prefabricados de mortero y vidrio traslúcido con muy bajas prestaciones térmicas. Las nuevas serían de doble y triple vidrio en el caso de las ventanas, con control solar y acústico. El proyecto contempla, así mismo, la sustitución de persianas de obra por persianas tipo monoblock.

Para mejorar la eficiencia del sistema de iluminación en el colegio Campo de la Cruz, se propone la sustitución de las actuales luminarias y lámparas por otras de tecnología LED de alta intensidad, cuerpo de aluminio y óptica intensiva, que son más eficientes desde el punto de vista energético y su vida útil es muy larga.

Las mejoras propuestas en el sistema de calefacción y agua caliente son diferentes en cada centro. En el caso del colegio Peñalba, se conectará se conectará a la red de calor municipal sin coste alguno. En el caso del Campo de la Cruz, el colegio se calienta con dos calderas de gasóleo y radiadores en cada una de las estancias. No tiene ningún tipo de programación ni regulador de la temperatura dentro del edificio y la distribución se realiza mediante varios circuitos por plantas, cuyos emisores son radiadores de hierro fundido. Por ello, se plantea su cambio por una caldera de biomasa. Se harán nuevas salas de calderas y aislamiento de tuberías y se instalarán mecanismos de control mediante válvulas termostáticas en la conexión de los radiadores y purgadores automáticos de aire en los mismos.

Ponferrada persigue 1,3 M€ de fondos de la UE para obras energéticas en colegios
Comentarios