jueves 27/1/22

El PP reprocha la falta de consenso al diseñar la Zona de Bajas Emisiones

Morala: «No pasa de un mapa coloreado por un escolar donde los párkings ya existen»

El portavoz del grupo municipal del PP en Ponferrada, Marco Morala reprochó ayer al equipo de gobierno que haya diseñado sin consenso el proyecto de 3,8 millones de euros para implantar una Zona de Bajas Emisiones que restringirá, entre otras medidas, el acceso de vehículos contaminantes al centro a partir de 2023 y apostará por los carriles bici, además de semipeatonalizar una serie de calles en el barrio de La Puebla Sur.

«Un plan de esta naturaleza requiere diálogo y consenso previo con vecinos, empresarios, comerciantes y grupos de la oposición. Y lamentablemente al menos con nuestro grupo ni una cosa ni la otra: ni diálogo ni consenso», se quejó Morala, que volvió a recordar como hace 19 meses el PP ya preguntó al alcalde «por las zonas de la ciudad afectadas y si ya se había sacudido la indolencia y sabía qué iba a proponer».

A Morala, el proyecto presentado por el alcalde le parece que «no pasa de un mapa coloreado por un escolar de educación infantil, donde se puede apreciar que incluso los parkings en colorían rojo ya existen». Por eso al PP, asegura, le falta información para realizar «una valoración rigurosa del plan». La que tienen «una vez más nos llega a través de los medios de comunicación, lo que pone de manifiesto la nula capacidad de diálogo y transparencia de este alcalde».

En cualquier caso, Morala entiende que el equipo de gobierno «ha cerrado este asunto en la improvisación y ahora o dirá que es culpa de los técnicos o nos culpará de meternos con los expertos, que no son precisamente los ediles», afirmó antes de recordarle a Olegario Ramón que «los tecnócratas no se presentan a las elecciones».

Marco Morala entiende que desde el equipo de gobierno municipal «nos tendrían que haber explicado quienes son los expertos que les asesoran, distribuir a los grupos municipales las propuestas de esos expertos junto con el informe que de pie a sus medidas y la metodología de su elaboración realista, y luego habría que contrastar las opiniones técnicas con las ciudadanas, a través de los grupos, los agentes sociales, los titulares de negocios y las asociaciones. Aunque, vista la urticaria que le produce al alcalde que algunas asociaciones le lleven la contraria, es posible que restrinjan el círculo de interlocutores para tan importante decisión a los que sean tan expertos y tan afines como el mismo alcalde en esta materia».

El portavoz del PP en el Ayuntamiento de Ponferrada también advirtió al equipo de gobierno de que «sustentar el Proyecto en subvenciones nos produce sensaciones encontradas. Nos despierta buenos deseos pero también malos presagios, vistos los antecedentes de este alcalde y equipo de gobierno con ayudas Miteco y Ciuden que resultaron sonoros fracasos», recordó Morala.

El PP reprocha la falta de consenso al diseñar la Zona de Bajas Emisiones
Comentarios