sábado 24.08.2019

San Cristóbal urge abrir un sondeo para otra traída al recibir el agua en cisternas

Camión con cubas rellenando el coche en San Cristóbal. DL.
Camión con cubas rellenando el coche en San Cristóbal. DL.

No ha nevado en invierno. En primavera tampoco ha llovido demasiado. Y la población se ha triplicado como cada verano, hasta agotar el manantial que abastece el depósito de agua corriente de la localidad de San Cristóbal de Valdueza, que desde hace diez días se abastece con camiones cisterna a la espera de que el Ayuntamiento de Ponferrada consiga los últimos permisos administrativos para invertir 30.000 euros en los sondeos con los que buscará una nueva captación.

 

«Llevamos así desde hace dos sábados», decía ayer el pedáneo de la localidad, Luis Álvarez, que se queja de la demora de ocho meses en tramitar el proyecto de sondeo que el Pleno del Ayuntamiento de Ponferrada aprobó a finales de diciembre del pasado año y que aunque se lleve a cabo en breve ya no llegará a tiempo para resolver el problema del agua este verano.

 

Y el problema, que Álvarez denunció en 2017, se agrava en verano con el aumento de población. «Lo habitual es que haya 25 casas habitadas en San Cristóbal, pero en verano hay ochenta, algunas con seis personas. Y luego están los enganches clandestinos, la gente que llena las piscinas y riega las huertas, a pesar de que hace tiempo que pedimos un uso responsable del agua», explicaba ayer Álvarez, después de que un nuevo camión de la empresa concesionaria del agua en Ponferrada rellenara el depósito de la localidad para paliar el consumo del fin de semana.

 

Los vecinos de San Cristóbal también se quejan de que el agua bombeada al depósito de la localidad sale turbia cuando abren los grifos. «La empresa nos dice que ellos no le meten presión al agua, pero a veces sale totalmente revuelta y no podemos ni beber ni ducharnos», añade el pedáneo, que ha hablado estos días con el alcalde, Olegario Ramón, para apremiarle con el sondeo.

 

El concejal de Medio Rural, Iván Alonso, aseguraba ayer que el sondeo se llevará a cabo de forma inmediata en cuanto el Ayuntamiento reciba la autorización de los servicios de Minas, último trámite para ponerse manos a la obra. Alonso insistió en que su concejalía ya se tomó en serio la petición del pedáneo de San Cristóbal en 2017, pero ha visto como en dos ocasiones se frustraba la aprobación de unos presupuestos que incluían los 30.000 euros para el sondeo. Alonso reconoció que a su Concejalía le costó en su día convencer al resto de la corporación de la necesidad del sondeo. «Nadie más veía la urgencia», manifestó ayer.

 

Álvarez le había presentado un proyecto de 56.000 euros que incluía el sondeo y la obra civil de una nueva captación para resolver el problema de la carestía de agua en verano.

San Cristóbal urge abrir un sondeo para otra traída al recibir el agua en cisternas