domingo 24/10/21
POLÉMICA

Los vecinos de La Rosaleda llevan al Procurador del Común su queja contra la ampliación de la ORA

 El presidente de la asociación vecinal subraya que la recogida de firmas contra la medida supera ya las 3.000
rosaleda
El barrio de La Rosaleda en Ponferrada. L. DE LA MATA

El presidente de la asociación de vecinos del barrio ponferradino de La Rosaleda, Pedro Villanueva, anunció hoy que el colectivo llevará sus quejas contra la ampliación de la Ordenanza Reguladora del Aparcamiento (ORA), la conocida zona azul, a varias de las calles del barrio ante el Procurador del Común, con el objetivo de que éste emita un informe no vinculante sobre la medida. “Estamos en nuestro derecho de exigir responsabilidades”, aseguró Villanueva, que recordó que la protesta cuenta con el apoyo de los casi 3.000 vecinos y medio centenar de comerciantes, agrupados en un foro de reciente creación, que han firmado contra la medida.

En ese sentido, el presidente de la asociación vecinal recalcó que la reivindicación es “lógica y cabal” y acusó al equipo de Gobierno de actuar de modo “maquiavélico”, siguiendo las directrices de un “manual de la traición”, desde que el pasado 20 de septiembre anunciara la implantación de 134 nuevas plazas de la ORA en las calles Clara Campoamor y Juana Ginzo y en las avenida de Asturias y de la Constitución, en los aledaños del centro comercial.

Según Villanueva, las “mentiras” y la “desinformación” han presidido la actuación de los responsables municipales ante las protestas de los vecinos afectados. “Hay un movimiento vecinal muy importante y el alcalde hace caso omiso, no le importa, no le interesa”, explicó. En esa línea, el presidente de la asociación destacó la “desconfianza total” del colectivo hacia los responsables del Consistorio y subrayó que “las relaciones con el Ayuntamiento están rotas”.

Además, lamentó que la petición de una reunión de urgencia con el alcalde por parte del colectivo haya recibido como respuesta una cita para el 12 de noviembre, después de las elecciones generales. Ante esta situación, la asociación valorará la posibilidad de emprender la vía judicial aunque Villanueva aseguró no querer llegar a ese extremo. “Creemos que se impondrá el sentido común y el alcalde rectificará, es una cuestión de ciudad, la ORA no tiene que ampliarse, tiene que reducirse y quitarse”, sentenció.

Igualmente, el responsable del colectivo vecinal acusó a la asociación de comerciantes Templarium, que agrupa a los comercios de la zona centro de la ciudad, de ser “el principal causante de esta situación”, al azuzar el “conflicto entre barrios” con sus demandas para que el centro de la ciudad y el entorno del centro comercial compitan “en igualdad de condiciones”. Al respecto, Villanueva se declaró “estupefacto” por lo que consideró una “intromisión de una asociación en las decisiones políticas del Ayuntamiento”. “El cierre de los locales en el centro de la ciudad no obedece al desarrollo de La Rosaleda ni del centro comercial, sino a la lógica del mercado”, opinó.

Los vecinos de La Rosaleda llevan al Procurador del Común su queja contra la ampliación...
Comentarios