miércoles 28/7/21

Carta al director desde el Club Clutural de Amigos de la Naturaleza

Carta al director desde CCAN: En estas últimas semanas en el CCAN (Club Cultural de Amigos de la Naturaleza) nos hemos enterado por la prensa de que han finalizado las obras de rehabilitación de La Casona que nos sirvió de sede durante los últimos cuarenta años, y hemos leído con estupefacción en este periódico que la corporación municipal, dueña del inmueble, ha decidido conservar retazos de los murales que en su momento ocuparon el portal y la escalera del edificio. Es más, ahora pretenden identificar a los responsables de los mismos, en un incomprensible y fatuo intento de reivindicar una cierta autoría artística de los restos de pinturas que se ha decidido no destruir. La buhardilla de la Casona de Víctor de los Ríos fue alquilada a la viuda del escultor como sede para un recién estrenado CCAN en 1974, situación que se prolongó durante años, hasta que (para desgracia nuestra) el Ayuntamiento de León se hace cargo del edificio en el año 2002. En un primer momento representantes de la citada corporación (como obedece a la lógica más elemental, ahora perdida) se pusieron en contacto con el club reconociendo, por decirlo de alguna manera, nuestro merecido valor institucional con una propuesta de reubicación en el mismo edificio que ya se preveía rehabilitar. Pero el trato normal duró poco, la falta de conciencia, la prepotencia y el despotismo que ha ido en aumento en nuestros gobernantes llevó las conversaciones a la nada y el edificio a la ruina. El CCAN siguió pagando la renta y reclamando a nuestro arrendatario condiciones de seguridad a la par que previsiones de futuro. Durante los años que siguieron hubo incendios, robos, cinco años continuados de andamios sin obras en La Casona, noticias confusas y contradictorias sobre la continuidad del CCAN en su sede, pero nuestro club (al que algunos conocen como el “club de los milagros”) resistió con la dignidad que ha demostrado siempre consiguiendo incluso funcionar a un ritmo superior al de tiempos anteriores tanto en socios como en actividades, tal y como se recoge en nuestros anales. En noviembre de 2011 llegó la notificación de desahucio y en enero de 2012 nos íbamos de la buhardilla. El CCAN cumplía precisamente 40 años, y a nuestra corporación municipal le dieron igual las peticiones de reubicación avaladas por miles de leoneses mediante recogidas de firmas, manifestaciones y apoyos que se recibieron en avalancha, y de los que los medios de comunicación de nuestra ciudad sí que se hicieron eco, poniendo de relieve de nuevo que los que debieran escuchar al pueblo hacen oídos sordos incluso a las reivindicaciones más razonables y pacificas. Pasado el trance, seguimos existiendo. Nuestro compromiso social y con la cultura es innegable: solo en el pasado año el CCAN ha promovido o participado en más 130 actividades. Somos fáciles de localizar. No entendemos cómo para este intento de rastreo en la historia de nuestra antigua sede no se haya pensado en contar con la fuente original. Desconocemos de qué medios se está sirviendo el Ayuntamiento de León para buscar a los autores de las citadas pinturas, pero no creemos que los responsables de dicha búsqueda la estén realizando en una dirección adecuada, cuando ni siquiera han recurrido a los extensos archivos que conservamos con la historia del club: un ejemplo más de la desastrosa política cultural a la que nos tiene acostumbrado nuestro consistorio. Es verdad que nuestros artistas se merecían que los murales hubieran permanecido, convirtiéndose en historia (¿por qué pensar que son menos importantes que el resto del patrimonio arqueológico e histórico de La Casona?), pero nos ha tocado vivir en una sociedad absurda, donde guardamos los restos y nos cargamos el conjunto, decimos valorar el arte y se intenta ahogar a quienes lo ejercitan. Desde el CCAN reivindicamos la autoría colectiva de las citadas pinturas y su pertenencia al patrimonio cultural de la ciudad de León. Club Cultural de Amigos de la Naturaleza

Carta al director desde el Club Clutural de Amigos de la Naturaleza
Comentarios