martes 15/6/21

Selectividad en la Comunitat.

La nota media de Matemáticas II en nuestra Comunitat en 2018 fue de 7.17. Alguien entendió que debía aumentar la dificultad, pero se pasó. No supo valorar de forma adecuada las consecuencias, no pensó en el distrito universitario único. Tantos profesores e inspectores de Educación, no pueden haber enfocado mal el año, pues no han formado a los alumnos al nivel que la Comisión evaluadora iba a exigir. O esta comisión no ha transmitido bien las directrices y criterios de evaluación que aplica. Tantos alumnos tampoco pueden patinar de forma estrepitosa. El examen ha minado su nota media de la PAU y la concentración ante los siguientes exámenes. La PAU debe medir capacidades transmitidas, no dejar en evidencia a nadie por falta de planificación. Resulta de poca altura ironizar con que el examen se ajustaba al currículo, nadie lo duda. Alguien ha fallado en la planificación y coordinación. Y la autocrítica debe empezar desde arriba y no culpar a los del final de la cadena. A los estudiantes se les ha provocado un agravio comparativo frente a los de otros distritos, sobre todo a los que aspiraban a cursar carreras con notas de corte altas. Este examen atenta contra el talento local. Es necesaria una respuesta de la Administración que corrija el desatino de este examen. Se debe tener prevista la forma de reparar el daño comparativo causado. No vale con hacer más fácil el siguiente. No sería la solución. Los afectados no serán los mismos. Francisco Tomás – padre de alumna afectada. 12 de junio de 2019.

Selectividad en la Comunitat.
Comentarios