miércoles. 06.07.2022

El procurador de Por Ávila, Pedro Pascual, culminó ayer la defensa de las enmiendas parciales presentadas por su formación al proyecto de ley de Presupuestos para 2022 con la sensación de que hay «mucho de escenificación» y con la demanda de al menos tener «un filete de ternera», sin que sea necesario llegar al «chuletón» que en su opinión han recibido históricamente otras provincias de la Comunidad.

Pascual explicó que la Junta ha actuado con las diferentes provincias con desigualdad y ha comparado su reparto con el de una familia en la que todos tienen «sopa», pero a unos hijos le dan de segundo «un chuletón» y a otros no, como cree que le ha ocurrido a la provincia abulense.

«Lo que pedimos ahora no es un chuletón, pero al menos un filete de ternera», ejemplificó Pascual, quien rechazó que desde formaciones como el PP acusen a Por Ávila de «discriminar» a otras provincias, ya que las «desigualdades históricas» han sido «escandalosas» para esa provincia respecto a otras, que no mencionó.

Pascual mantuvo el propósito de alcanzar en los próximos días un acuerdo presupuestario con el PP y Cs, convencido de que lo que piden «no es desorbitado» y también consciente de que pueden negociar algunas de las enmiendas para ajustar las cantidades, aunque ha advertido al PP y Cs que no hagan como el «estudiante vago» y lo dejen para «el último día».

Lo hizo en su última intervención ante la Comisión de Economía y Hacienda de las Cortes que abordó la ponencia del proyecto de ley de Presupuestos para 2022, donde el PP y Cs tumbaron todas las enmiendas de Por Ávila pero se remitieron a la votación final en el Pleno de la próxima semana.

«Las gente está hasta el gorro de que no lleguemos a acuerdos, la gente está hasta el gorro de que se convoquen o no elecciones, estamos para llegar a acuerdos», resumió Pascual

Por Ávila pide al menos «un filete» frente al «chuletón» que se llevan otras provincias
Comentarios