viernes 10.07.2020
Población

Castilla y León registra la cifra más baja de nacimientos de la serie histórica

Un bebé recién nacido. BRUNO MORENO
Un bebé recién nacido. BRUNO MORENO

En 2019, en Castilla y León, sólo nacieron 14.318 niños, un 4,8 % menos que un año antes, lo que supone la menor cifra de nacimientos de toda la serie histórica que comenzó con datos desglosados por comunidades autónomas en 1975, año en el que la Comunidad registró 36.661 nacimientos.

Según el Instituto Nacional de Estadística, esta disminución progresiva responde al menor número de hijos por mujer y a la reducción de las mujeres en edad fértil.

En concreto, en Castilla y León la media de hijos por mujer es de 1,13, la quinta más baja del país.

La caída del número de nacimientos ha sido prácticamente constante en cada año en la Comunidad.

Así, si en 1975 Castilla y León registró 36.661 nacimientos -que suponen 22.343 más que en 2019- en 1980 sumó 33.168, según la información del INE consultada por la Agencia Efe.

Cinco años más tarde, en 1985 la caída de nacimientos dejó la cifra total en 26.605, mientras que en 1990 se contabilizaron 21.324 y en 1995, 18.002.

La década de los 2.000 arrancó con 17.874 alumbramientos y en 2005 se logró superar esa cifra hasta llegar a 19.425 e incluso en 2010 se contabilizaron 20.486.

Sin embargo, en 2015 cayeron hasta los 17.389 y desde entonces cada año los nacimientos en Castilla y León han ido cayendo hasta los 14.318 del año pasado.

MENOR MORTALIDAD Y MÁS ESPERANZA DE VIDA

La mortalidad también descendió en 2019, cuando murieron en Castilla y León 28.617 personas, un 2,3 % menos que en 2018, cuando fallecieron 29.297 personas en la comunidad.

De este modo, la tasa de mortalidad en la Comunidad es la segunda más alta del país, con 11,9 defunciones por cada mil habitantes.

La esperanza de vida en Castilla y León se situó en 84,2 años.

SALDO VEGETATIVO Y MATRIMONIOS

Considerando los nacimientos y las defunciones relativos a residentes, el crecimiento vegetativo de la población fue negativo en 14.299 personas. Esto es, murieron 14.299 personas más de las que nacieron.

Castilla y León registra la cifra más baja de nacimientos de la serie histórica