sábado 19/9/20

Un colectivo de jóvenes pide a la Junta un plan para evitar la fuga de cerebros

El colectivo Jóvenes de Castilla y León en Madrid se reunió con el director general de Trabajo y Prevención de Riesgos Laborales de la Junta, José Antonio Bartolomé Cachón, y el director general de Economía Social y Autónomos, Juan Pablo Izquierdo, para reclamar «soluciones» que eviten la emigración de este colectivo por falta de empleo.

Un encuentro en el que manifestaron su preocupación por la «alarmante sangría demográfica», en gran parte causada por la emigración juvenil, que «ya alcanza el 35,5 por ciento de las personas entre 25 y 39 años nacidas en la comunidad autónoma, ante la falta de opciones laborales».

En el encuentro con la Dirección General de Empleo y Prevención de Riesgos Laborales, que tuvo lugar en Valladolid, el colectivo reclamó «medidas y resultados». Entre las propuestas, se defendió la necesidad de «líneas estratégicas» enfocadas a una reindustrialización con alto valor añadido en Castilla y León en el sector agroalimentario, así como fomentar el médico-farmacéutico y biotecnológico, para los que la comunidad ya cuenta con parques científico-tecnológicos altamente preparados.

La dirección general de Empleo y Prevención de Riesgos Laborales, dependiente de la Consejería de Empleo e Industria, animó al colectivo a colaborar en la definición de propuestas ligadas a las políticas públicas para potenciar las oportunidades profesionales y empresariales en Castilla y León, así como profundizar en medidas que incentiven la Responsabilidad Social Empresarial, teniendo en cuenta la despoblación, según ha informado el colectivo a través de un comunicado.

Por parte del colectivo Jóvenes de Castilla y León en Madrid han participado en la reunión Diego Martín, Natalia Repila y Ramón Campanero, que han trasladado a los responsables de la Dirección General su intención de seguir visibilizando y concienciando sobre la importancia de blindar los servicios públicos en Castilla y León, como sanidad y educación, para garantizar los derechos sociales de toda la ciudadanía independientemente de su lugar de residencia.

Un colectivo de jóvenes pide a la Junta un plan para evitar la fuga de cerebros