jueves 19/5/22

La «jornada de lucha» convocada por Conceyu País Llionés congregó ayer a un centenar de personas frente a Botines. El colectivo insistió en que no celebra «fiestas impuestas», sino que sale «a las calles a luchar en el ‘caminu la llibertá’ para lograr la Autonomía Leonesa.

La cita se ofrece como alternativa a la fiesta de la comunidad, que se celebra en la campa de Villalar de los Comuneros y en la que los manifestantes incidieron que no se sienten representados, dado que defiende que las regiones de León y Castilla deberían separarse y no formar una unión que consideran artificial.

Las convocatoria, marcada por el mal tiempo, estaba alentada para la «unión de todo partido, asociación o persona que quiera un futuro mejor para nuestra tierra leonesa, tan castigada por los partidos nacionales del Estado español, especialmente el PP y PSOE». Tras la concentración a media mañana, los leonesistas reunidos subieron por la calle Ancha con la pancarta en la que se aboga por el Lexit, la salida de León de Castilla, y la creación de la autonomía número 18.

Conceyu congrega al leonesismo