miércoles 25/11/20

Esgueva: «Fue una suerte mi relación con Iberdrola»

El que fuera director de ADE Internacional Excal entre los años 2003 y 2006, el empresario Alberto Esgueva, uno de los principales investigados en las denominadas ‘trama de La Perla Negra’ y la ‘trama de las eólicas’, ha calificado de «suerte» la relación que en su día mantuvo con Iberdrola como socio en el negocio de los parques eólicos y de la que obtuvo más de 47 millones de euros.

«Tuvimos suerte de elegir un parner como Iberdrola», ha incidido Esgueva, uno de los principales presuntos beneficiados de la ‘trama eólica’ a la hora de explicar cómo entró en el accionariado de Energía Global Castellana, participada al 60 por ciento por la eléctrica y al 40 por Grupo San Cayetano, a fin de promover una serie de parques eólicos.

Aunque se hallaba paralizada la tramitación de tales parques, un total de 18 con una potencia 492 megavatios, la entrada en el accionariado de Grupo San Cayetano como socio local contribuyó a su agilización y se tradujo a posteriori en que Alberto Esgueva, al deshacerse entonces de las acciones, recibió de la eléctrica un total de 47,1 millones de euros.

Esgueva: «Fue una suerte mi relación con Iberdrola»