lunes. 15.08.2022

El fuego en Zamora se cobra ya dos vidas, once heridos y cerca de 5.000 evacuados

Al brigadista muerto se suma el fallecimiento de un pastor de 69 años que llevaba desaparecido desde el domingo
                      Imagen del incendio en Tábara. MARIAM A. MONTESINOS
Imagen del incendio en Tábara. MARIAM A. MONTESINOS

El incendio forestal declarado este domingo en Losacio (Zamora) continuó ayer su avance con gran virulencia y ya deja un trabajador del operativo de extinción y un ganadero de ovino fallecidos, catorce heridos por inhalación de humo o quemaduras y unos 5.000 vecinos de 25 poblaciones evacuados.

El incendio, que sigue descontrolado y avivado por las altas temperaturas y el viento, ha obligado además a cortar la línea del AVE Madrid-Galicia y la carretera Nacional 631, entre otras vías de comunicación, según ha indicado la delegada territorial de la Junta de Castilla y León en Zamora, Clara San Damián.

La responsable del Gobierno regional en Zamora ha indicado que los nueve trabajadores del operativo de extinción que fueron ingresados por inhalación del humo han recibido ya todos ellos el alta médica.

También ha confirmado que permanecen ingresadas las dos personas que el domingo por la tarde sufrieron un accidente de tráfico y quemaduras cuando decidieron abandonar su pueblo por la proximidad de las llamas y se encontraron el fuego en la carretera por la que salieron, la ZA-902, a la altura de San Martín de Tábara.

Uno de esos heridos sufre quemaduras graves y tras ser estabilizado en el complejo hospitalario de Salamanca fue trasladado al hospital de Getafe mientras que el otro presenta levaduras leves y fracturas de diversa gravedad y está ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos.

En cuanto a las poblaciones evacuadas, ayer se sumaron Ferreras de Abajo, Villanueva de las Peras, Santa María de Valverde, Bercianos de Valverde, Morales de Valverde, Pueblica de Valverde, Melgar de Tera, Pumarejo de Tera, Santa Croya de Tera, Santa Marta de Tera, Santibáñez de Tera, Abraveses de Tera, Micereces de Tera, Aguilar de Tera, Faramontanos de Tábara y San Pedro de Zamudia.

Dos fallecidos

Las dos personas que han perdido la vida fallecieron el domingo por la tarde, el manguerista de una autobomba en Ferreruela de Tábara al quedar atrapado por las llamas y el ganadero de ovino, que llevaba desaparecido desde el dominog por la tarde y cuyo cadáver fue encontrado este lunes por la mañana en un paraje a cuatro kilómetros del casco urbano de Escober de Tábara.

La Junta de Castilla y León ha decretado luto oficial este lunes en toda la Comunidad Autónoma debido al trabajador del operativo de extinción autonómico fallecido en el incendio mientras que el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha visitado este lunes la zona del incendio y ha vinculado los fuegos de la ola de calor al cambio climático.

Además, una veintena de personas mayores desalojadas han sido realojadas en residencias de mayores debido a su delicado estado de salud y otras personas mayores han sido llevadas a la residencia juvenil Doña Urraca de Zamora y la residencia del Instituto Alfonso IX de esa ciudad, donde pueden soportar mejor las altas temperaturas.

Cambio climático

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha expresado las condolencias del Gobierno y de «todos los españoles» por el fallecimiento del manguerista Daniel Gullón y un ganadero en el incendio declarado en Losacio y ha apuntado que las previsiones del incendio «no son buenas» ante la previsión de rachas de viento «importantes».

En cuanto a las estimaciones sobre la extensión del incendio, el ministro considera que es pronto para hacer una estimación y ha reconocido que es un fuego «importante» que pudiera ser de los más explosivos, pero ha reiterado evitar hacer especulaciones y se va a hacer el seguimiento de este incendio como del resto y espera que las previsiones cambien y se pueda controlar «a la mayor brevedad».

El ministro ha incidido en que la situación es consecuencia de la segunda ola de calor. en un momento en el que ya se han quemado «desgraciadamente» más de 70.000 hectáreas, el doble de la media de la última década, y tienen que «observar» y «seguir» la gravedad y entidad de la emergencia actual.

En el caso del fuego originado en Losacio y que afecta al entorno de Tábara, el ministro ha asegurado que las previsiones no son «lo buenas» que les gustaría ante la posibilidad de rachas de viento.

El fuego en Zamora se cobra ya dos vidas, once heridos y cerca de 5.000 evacuados
Comentarios