sábado. 25.06.2022

La Junta da 35 M€ para paliar el incendio de Zamora frente a los dos del Gobierno

El dinero lo gestionarán seis consejerías Los partidos de la oposición piden una comisión para «saber qué pasó»
                      Carriedo y Gallardo ayer, camino de la rueda de prensa. R. GARCÍA
Carriedo y Gallardo ayer, camino de la rueda de prensa. R. GARCÍA

La Junta de Castilla y León aprobó ayer un fondo de 35 millones de euros para paliar los efectos del grave incendio de la Sierra de la Culebra, en Zamora, que ha calcinado más de 30.000 hectáreas. El Gobierno central aportará dos millones, según anunció la víspera el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, durante su visita a la zona calcinada.

Fue el vicepresidente de la Junta, Juan García-Gallardo, quien anunció la cuantía de estas ayudas en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno autonómico.

En Salamanca, el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, avanzó la ejecución de «mejoras en el servicio de extinción de incendios, en el operativo y en lo que sea necesario». De esta manera respondió al ser preguntado por los periodistas sobre las protestas que el miércoles protagonizaron ante el Parlamento autonómico un grupo de bomberos forestales y agentes ambientales por el incendio en la Sierra de la Culebra.

El vicepresidente, por su parte, anunció que tiene intención de visitar «cuanto antes» la zona afectada por el incendio, aunque dijo que buscarán «un momento adecuado» para trasladar la «solidaridad y afecto» a los habitantes de la comarca. Preguntado por las razones por las que no ha ido, García-Gallardo se justificó alegando que en la semana pasada era «más útil» analizando «medidas y soluciones del día después» del incendio, que yendo al lugar del incendio para una visita.

Los anuncios coincidieron con la petición presentada por todos los partidos de la oposición en las Cortes de Castilla y León para que se cree una comisión de investigación para saber «qué pasó». El líder del PSOE, Luis Tudanca, la hizo extensiva al incendio de Ávila, donde ardieron 22.000 hectáreas.

DINERO PARA SEIS CONSEJERÍAS

Esos 35 millones de euros, que aún carecen de detalle para su distribución por actuaciones, serán asumidos por distintos departamentos del Gobierno autonómico como los de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, el de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, la de Economía y Hacienda, de Movilidad y Transformación Digital, de Familia e Igualdad de Oportunidades y de Cultura, Turismo y Deportes.

García-Gallardo afirmó que esta cantidad es «susceptible de aumento» porque la Junta pretende coordinarse y consensuar con otras administraciones y con los propios afectados las actuaciones que vayan a llevarse a cabo, entre otras las financiadas con los dos millones de euros iniciales comprometidos por el Gobierno central, añadió Carriedo, quien reivindicó la culminación de la autovía A-11 entre Zamora y la frontera con Portugal como medida paliativa a las consecuencias de este incendio, así como la reparación de la N-631.

Preguntado por si no sería más eficaz destinar a la prevención y a la ampliación del operativo contra incendios los millones que ha costado tanto la extinción como las ayudas posteriores ofrecidas en Ávila el pasado año por el incendio de Navalacruz y ahora en Zamora, Carriedo desvinculó ambas cuestiones y defendió que el mismo operativo de Ávila —ya en agosto con la campaña iniciada— no pudo contener las llamas hasta arder 22.000 hectáreas y en el caso de Zamora —aún sin iniciarse— tuvo que esperar una «tregua de la naturaleza» para apagarlo.

Para Carriedo, la comparación entre ambos incendios es «la demostración de que a veces no es solo una cuestión de medios, sino de la capacidad de encontrar la oportunidad para poderlo apagar», en referencia a las difíciles condiciones ambientales -viento, calor y sequedad del terreno-.

Preguntado en concreto por el número de efectivos de Castilla y León que participaron en las labores de extinción, Carriedo indicó que en el momento de máxima afluencia fueron «600». El PSOE puso en cuestión la labor de la Junta y sostuvo que en el momento del incendio sólo estaban activas dos de las dieciocho torretas antincendios existentes en la Sierra de la Culebra, denunció que hubo momentos en los que había más efectivos de Castilla-La mancha que de la Comunidad y comparó los efectivos propios con los desplazados por otras administraciones: cien de Castilla-La Mancha y 200 de la UME.

El consejero de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha planteado unas «líneas estratégicas de mejora», entre las que citó la estabilidad en el empleo del operativo y un mayor tiempo de trabajo de sus integrantes, aunque sin mencionar la demanda de ampliarlo en el resto del año.

La Junta da 35 M€ para paliar el incendio de Zamora frente a los dos del Gobierno