miércoles 19/1/22

La Junta de Castilla y León se persona como acusación particular en la causa abierta para investigar la actuación de varios responsables del Hospital de Medina del Campo (Valladolid), que dimitieron o fueron destituidos, ante los abusos sexuales supuestamente cometidos por un traumatólogo contra una menor de edad sin que fueran denunciados y sin que fueran comunicados a la familia de la niña. El médico se mató al chocar frontalmente su coche contra un camión.

El vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, se refirió a la reciente decisión de la Fiscalía de Valladolid de formular denuncia frente a quienes tuvieron conocimiento de estos supuestos abusos sin informar al Ministerio Público, al Juzgado o a los padres de la víctima, y que sólo trascendieron a través de la denuncia de varios trabajadores del hospital, justo antes de la muerte en un accidente de tráfico del supuesto autor de los hechos.

Igea remarcó que esta personación es un «mensaje» a los responsables intermedios de la Administración: «No se puede tolerar la ocultación, no se puede tolerar el manejo de situaciones como la sucedida en el Hospital de Medina del Campo», que consideró «completamente inadecuado».

Aunque insistió en que no pretende poner en cuestión la presunción de inocencia ni prejuzgar los hechos que analizará la Justicia, el vicepresidente y portavoz de la Junta inicidió en que los empleados públicos deben tener «bien claro» que «cuando a uno le comunican un delito tiene que acudir a la Fiscalía».

Igea añadió que la Junta «no va a tolerar que estas cosas sucedan» y se ha propuesto que lo ocurrido en el Hospital de Medina del Campo «no puede volver a suceder» porque «no es admisible», en referencia a los supuestos abusos sexuales y a la supuesta ocultación de las denuncias internas .

La Junta entra en el ‘caso de traumatólogo’ y se persona como acusación particular
Comentarios