lunes 30/11/20

Mañueco busca el consenso para los fondos de la UE y el PSOE le da el no

Tudanca tilda de «farsa» el documento pero el presidente obtiene el apoyo de Cs y Podemos

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, intentó ayer contar con el apoyo de los grupos parlamentarios para conseguir que el «reto demográfico» tenga un «peso especial» en el reparto de los fondos europeos previstos en el programa ‘Next Generation’ —Próxima Generación—, pero el PSOE ha rechazado un documento «decepcionante» y que representa una «farsa».

Mañueco ha mantenido estayer por la mañana en las Cortes de Castilla y León una ronda de reuniones con los portavoces de los grupos parlamentarios y partidos de la Cámara, entre ellos el líder autonómico del PSOE, Luis Tudanca, el de Podemos, Pablo Fernández, y los portavoces de los grupos que apoyan su Gobierno, Raúl de la hoz (PP) y David Castaño (Cs), además de los representantes de UPL, Luis Mariano Santos, de Por Ávila, Pedro Pascual, y de Vox, Jesús García-Conde.

El presidente les ha planteado la posibilidad de que la Comunidad lidere acuerdos con las comunidades con las que comparte «los mismos problemas», en referencia a las autonomías integrantes del Foro Español de Regiones con Desafíos Demográficos, de cara a la reunión de la Conferencia de Presidentes Autonómicos convocada por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el 26 de octubre, con la presencia de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von der Leyen, para hablar de estos fondos.

La Junta sostiene que el documento elaborado y enviado el Gobierno central para plantear los objetivos de estos recursos —se repartirán 70.000 millones en España—, está abierto a «contar con el mayor número de aportaciones a lo largo de la negociación».

Mañueco ha manifestado a sus interlocutores que «es necesario dar a este asunto una gran relevancia para impulsar el futuro de la Comunidad» y se ha mostrado abierto a ofrecer un «amplio nivel de participación a grupos políticos, agentes económicos y sociales, colectivos del tercer sector, universidades y corporaciones locales», entre otros grupos.

El objetivo planteado por la Junta es conseguir una posición de «unidad» para que estos Fondos sean «útiles en la recuperación económica, social y territorial de Castilla y León, en la mitigación del impacto de la crisis y en la transformación digital y ecológica».

La idea es que, una vez que se publiquen los reglamentos europeos sobre el reparto, Castilla y León formule proyectos concretos que puedan ser financiados por estos fondos, y canalizados a través de la ya anunciada Oficina de Coordinación de Fondos Europeos.

PSOE: «TOMADURA DE PELO»

El líder autonómico del PSOE, Luis Tudanca, ha tachado de «absolutamente decepcionante», una «farsa» y «tomadura de pelo» la propuesta de acuerdo político para este documento .

En una rueda de prensa convocada tras la reunión, Tudanca ha dudado de la «intención de consenso» cuando la Junta ya ha enviado su propio documento al Gobierno sin pactarlo con ningún grupo, por lo que ha descartado que exista una postura común. Además, ha anunciado que el PSOE ha elaborado un documento con 200 iniciativas en los campos que son susceptibles de recibir ayudas europeas, aunque ha lamentado que ya han sido rechazadas por el PP y Cs en votaciones desarrolladas en el Parlamento autonómico.

«Lo peor de todo es que este plan enviado al Gobierno evidencia que falta un proyecto de Comunidad», ha lamentado Tudanca, convencido de que el plan de Mañueco es «recibir más y más dinero para el ejercicio de sus competencias» para «solucionar su propia incompetencia» en materias como la despoblación, los servicios públicos en el medio rural y el despliegue tecnológico en los pueblos, entre otros.

EL MIEDO DEL PP, EL SÍ DE PODEMOS

El portavoz del PP en las Cortes de Castilla y León, Raúl de la Hoz, ha expresado su «temor» a que el Gobierno central, como responsable de la selección de los proyectos que serán financiados por los fondos europeos «Next Generation», no atienda a los criterios que beneficien a esta Comunidad, sino que pueda caer en la «tentación» de «pagar deudas» a sus socios parlamentarios nacionalistas.

El portavoz de Cs en las Cortes de Castilla y León, David Castaño, ha considerado que el documento es bueno y ha valorado que Mañueco se haya comprometido a incorporar aportaciones de los grupos y otros colectivos al texto definitivo. En la rueda de prensa posterior al encuentro, Castaño ha reconocido que fue crítico con el hecho de que la Junta enviara a los grupos el documento una vez que ya lo había remitido el Gobierno central, aunque ha dado por buenas las explicaciones que indican que tuvieron «poco plazo» para presentarlo.

El portavoz de Podemos en las Cortes, el leonés Pablo Fernández, ha apoyado la fijación de una posición común para conseguir «la mayor cantidad de millones posible» en el reparto de los fondos, aunque ha reconocido que ve esta búsqueda de consenso de la Junta como un intento de «blanquear su imagen».

«Es imposible no estar de acuerdo», ha sostenido Fernández.

El procurador de la UPL, Luis Mariano Santos, se ha centrado en demandar la descentralización de servicios e instituciones, tanto a nivel central como autonómico, como piedra angular para revertir la despoblación que sufre León.

Mañueco busca el consenso para los fondos de la UE y el PSOE le da el no
Comentarios