viernes 16/4/21

El viento de Marte desvelará si hubo vida

La Universidad Politécnica de Cataluña diseña los microchips de silicio que viajarán al planeta en 2020.
Uno de los laboratorios empleados para la elaboración y calibración de los microchips. MARTA PÉREZ

EFE | Barcelona

La Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) ha diseñado y fabricado alrededor de 60 microchips de silicio para medir el viento de Marte. Serán utilizados en la misión Mars2020, organizada por la Nasa, cuya finalidad es analizar la atmósfera y conocer si existió algún tipo de vida en este planeta.

Los sensores formarán parte del instrumento Meda el cual medirá la dirección y la velocidad del viento en Marte, su humedad relativa, la presión o las propiedades de las partículas en suspensión. Estarán incrustados en dos brazos cilíndricos que, a su vez, saldrán del mástil de un vehículo explorador.

La expedición constará de dos fases. En la primera se estudiarán posibles indicios de habitabilidad, se explorará la geología y la dinámica atmosférica y se recogerá muestras que puedan ser útiles para preparar futuras exploraciones humanas a Marte.

Para la segunda etapa, la Nasa cuenta con la ayuda del grupo de investigación de Micro y Nanotecnologías (MNT) de la UPC. El investigador principal del MNT, el profesor Manel Domínguez, señala que «estamos en un buen momento, aunque luego siempre pueden aparecer complicaciones, como rocas o un accidente del vehículo explorador».

Además añade que «los sensores permitirán obtener análisis locales que darán información a los científicos de cómo funciona la dinámica atmosférica en Marte», lo que supone «un reto tecnológico porque su instrumentalización es compleja».

Otro de los investigadores del MNT, Lukasz Kowalski, resalta que «en Marte puede haber vientos fuertes, de hasta 100 kilómetros por hora, que en la Tierra tumbarían objetos, pero que allí ni se notan», por lo que los sensores «buscan una forma distinta y adecuada» de calcularlo. La máquina saldrá al espacio exterior en julio del año que viene y llegará al planeta rojo en enero de 2021. Se espera que recopile información durante 660 días aunque el Meda se quede más tiempo en el lugar para que continúe enviando información.

El viento de Marte desvelará si hubo vida
Comentarios