jueves 26/5/22

La Junta de Castilla y León ha notificado este miércoles ocho casos positivos de infección por SARS-CoV-2, confirmados por prueba diagnóstica PCR, de la variante ómicron, en el municipio soriano de Almazán, donde se han notificado en la última semana sesenta casos de covid.

Las ocho muestras se remitieron a secuenciar al Laboratorio Regional en Valladolid desde el Laboratorio de Microbiología del Hospital Santa Bárbara el pasado lunes, ante los resultados sospechosos arrojados al realizar la PCR, pues todo hacía indicar que no se trataba de la variante predominante en este momento: la delta, según explicó ayer en un comunicado la Delegación Territorial de la Junta en Soria.

Según la Estrategia de detección precoz, vigilancia y control de Covid-19, los contactos de casos producidos por variantes ómicron, beta o gamma deben realizar cuarentena incluso aunque estén completamente vacunados.

Además, el documento señala «la confirmación del tipo de variante no suele estar disponible en el momento del diagnóstico por lo que esta medida debe aplicarse también a aquellos casos en los que exista sospecha bien por información preliminar a través de PCR específica bien porque el caso forme parte de un brote que incluya casos producidos por dichas variantes».

La detección precoz de todos los casos continúa siendo uno de los puntos clave para controlar la transmisión.

Castilla y León detecta once positivos con la variante ómicron
Comentarios