lunes. 04.07.2022
Especialistas en geolocalización e internet de las cosas

Vídeo | Un ‘cazaladrones’ digital con sello leonés

Antirrobo de maquinaria, pastores eléctricos, colmenas, control de flotas y patinetes... y dispositivos secretos para joyerías son algunas de las prestaciones que ofrece Seguridad Centinela, fundada en 2014 por el ingeniero leonés Diego Nieto Huerta.

Un diminuto circuito electrónico con prestaciones superiores a las de un GPS se ha convertido en la piedra de toque para luchar contra los robos y la receptación de maquinaria pesada, colmenas o pastores eléctricos. La tecnología, que forma parte de la familia del internet de las cosas, tiene otras aplicaciones como el control de flotas de vehículos, alquiler de patinetes o sistema de seguridad para evitar que personas con alzhéimer puedan extraviarse.

El ingeniero leonés Diego NietoHuerta es el promotor de esta iniciativa que han desarrollado otros ingenieros industriales en Alicante, ciudad donde se fabrican estos circuitos adaptados a necesidades del mundo actual. La sede de la empresa está en León, aunque no hace alarde de su presencia física porque su clientela llega a través de internet. «Nuestros dispositivos ayudan a cazar a ladrones y no nos conviene estar a la vista», señala el promotor, que puso en marcha la empresa en 2014.

Roban de todo
Un camión de Nocilla y otro de langostinos figuran entre los hallazgos más llamativos

Los circuitos, a los que han bautizado con el nombre de centinelas, como la empresa, son algo más que un GPS. «Un GPS tiene buena señal en la calle, pero en interiores no tiene señal y no es posible localizar las cosas. Nosotros somos capaces de llegar hasta dónde esté el objeto», subraya. Otra ventaja es que este dispositivo resulta indetectable para los rastreadores de frecuencia y está oculto a la vista. En el caso de las colmenas se coloca en los cuadros del colmenar de forma aleatoria, de manera que si lo quisieran destruir perderían la mercancía como le sucedió a un ladrón que se empecinaba en negar la evidencia y se desplazó con la colmena robada de un campo a una nave y de la nave al tejado. «Cuando estaba subido al tejado se le escaparon las abejas y le empezaron a picar». recuerda. Lo malo es que los animales ya no pudieron encontrar su casa. «Hemos recuperado unas 1.200 lo que supone unos 180.000 euros porque cada colmena suele costar unos 150 euros», indica el promotor de los centinelas.


La ganadería de Villabalter que se quedó sin pastor eléctrico. DL

Cuando se produce un robo de objetos que tienen incorporado estos dispositivos ocultos tan solo con un smartphone son capaces de rastrearlos, incluso hasta el interior del edificio donde haya sido guardado.

«No podemos impedir un robo, pero sí podemos localizar el objeto robado en el menor tiempo posible». asegura. En el caso de las personas en riesgo de extraviarse el dispositivo ha demostrado su eficacia desde el momento en que «las familias o personas a cargo ni siquiera nos tienen que llamar porque ellas mismas desde el móvil pueden rastrear la posición de la persona y evitar que se ponga en una situación de peligro», agrega.

La tecnología del internet de las cosas se ha convertido en una herramienta imprescindible para esclarecer robos que de otra manera nunca ser resueltos. El robo de pastores eléctricos es una de las casuísticas que más afectan a la provincia de León y que comparte con todo el territorio ganadero del noroeste y la cornisa cantábrica hasta navarra.

Estos dispositivos que se usan para guardar ganado vacuno en los prados cuestan en torno a 150 euros y pueden ser vendidos, después del robo, por 20 euros. Son robos de poca monta que al ganadero le pueden hacer mucho daño si es víctima una y otra vez. «Hemos encontrado entre 25 y 30 en toda esta zona ganadera», comenta Diego Nieto.

El ladrón se lleva el pastor sin saber que guarda dentro un GPS. Una vez que se realiza la denuncia la empresa puede realizar un rastreo de dónde se encuentra. Así fue localizado por el grupo Roca de la Guardia Civil de León el pastor eléctrico que sustrajeron en una finca de Villabalter al ganadero Rubén Valín, junto con una batería y una placa solar, todo ello valorado en 910 euros.

El pastor eléctrico recuperado con el centinela. DL
El pastor eléctrico recuperado con el centinela. DL

El valor económico del pastor eléctrico puede ser ínfimo al lado de las consecuencias que puede tener que la ganadería se descontrole al quedar libre. Si se produce un accidente de tráfico o pierde alguna res el daño es muy superior. Este caso, del 7 de agosto, es uno de los que se han resuelto gracias a que el pastor eléctrico llevaba incorporado el dispositivo. Dos personas son investigadas por robo con fuerza y receptación.

Las localizaciones de maquinaria pesada a través de este dispositivo han sido las más espectaculares y también las de mayor cuantía. «Hemos recuperado cientos de máquinas por valor de tres millones de euros», asegura. Francia, Alemania, España y Marruecos son algunos de los lugares donde han localizado máquinas robadas en Valencia, en Madrid y en otros puntos del país. «Tenemos una persona especializada en rescate de maquinaria», añade. El robo de un camión de Nocilla y otro con la carga de langostinos en Madrid son otros de los casos resueltos.

Los ladrones suelen negar cuando reciben la llamada al teléfono o en la puerta de su casa. Esta es una fase en la que corresponde actuar a las fuerzas del orden, ya se la Guardia Civil en el medio rural o el Cuerpo Nacional de Policía en las ciudades. «Nosotros proporcionamos las coordinadas y hacemos informes», señala el fundador de Seguridad Centinela.

Antiocupas

La empresa investiga en nuevos dispositivos tanto para robos como para el desarrollo de nuevos negocios. Uno de los últimos productos que han sacado al mercado es un dispositivo antiocupas que se coloca detrás de las puertas de los edificios vacíos. Al abrir la puerta emiten una señal que se recibe en el móvil en el cliente. A partir de ese momento se puede denunciar la intrusión en la vivienda y «la policía puede actuar antes de que se consolide la ocupación».

Vídeo | Un ‘cazaladrones’ digital con sello leonés
Comentarios