miércoles. 30.11.2022

España necesita un acelerón final si quiere lograr que el 70% de la población tenga la pauta completa de vacunación el último día de agosto, el objetivo marcado por el Gobierno en abril, cuando la campaña comenzó a acelerarse. Y aunque ese porcentaje ya no signifique alcanzar la inmunidad de grupo por la variante Delta, sigue representando un hito simbólico de gran importancia sobre todo para el presidente Pedro Sánchez, que casi ha empeñado su palabra en conseguirlo.

Según el informe de vacunación del viernes, el último publicado, 29.526.380 españoles (62,2% de la población) ya cuentan con la pauta completa de vacunación. Para llegar el 31 de agosto a los 33.225.500 que representan el 70% del total de 47.465.000 españoles, habría que conseguir que en 18 días, 3.699.120 terminaran su pauta, ya sea con la segunda dosis, ya sea recibiendo la monodosis de Janssen. Y sobre el papel, el fin parece al alcance de la mano, o de los brazos.

Entre el 13 y el 31 de agosto, y si se siguen las fichas técnicas de los fabricantes, 2.653.069 personas tienen que recibir la segunda dosis de Pfizer (tres semanas después de la primera dosis); 1.080.262, la segunda dosis de Moderna (cuatro semanas después del primer pinchazo) y 310.602 están pendientes de completar la pauta de Astra Zeneca (12 semanas después de la primera inoculación). Además, las neveras de las comunidades guardan todavía 758.096 dosis de Janssen, que solo se pueden administrar en mayores de 40 años, pero aún 1.812.758 personas de esa edad no han recibido ninguna dosis, con lo que podrían vacunarse con la fórmula del laboratorio belga. Así, cumpliendo los criterios de la estrategia nacional de vacunación y las fichas técnicas de las compañías, hasta 4.802.029 personas deben completar su pauta, o podrían hacerlo si se inyectan Janssen, antes del 31 de agosto, una cifra superior a las 3.699.120 necesarias para lograr el 70% de la población vacunada.

España necesita un acelerón para llegar al 70% vacunado el 31 de agosto
Comentarios