sábado 22/1/22

Las personas vacunadas se pueden infectar y contagiar el virus. Ahora, la probabilidad que tienen de infectarse y transmitir el virus va a ser «considerablemente menor» que la de quien no lo está, con lo que «la vacunación sigue siendo una de las mejores armas que tenemos para limitar las infecciones y la circulación del virus», aclara José Manuel Jiménez, investigador en el Departamento de Enfermedades Infecciosas del King’s College de Londres. «Si ponemos en una habitación a personas sin vacunar y una persona está infectada

—ejemplifica el experto— la probabilidad de que el resto se infecte va a ser relativamente alta; si situamos en la misma habitación a personas vacunadas y sin vacunar esta probabilidad va a disminuir, pero será mucho menor si todas las personas están vacunadas». Por lo que el motivo de pedir un certificado de vacunación para acceder a interiores sería «minimizar en la medida de lo posible el riesgo de contagio».

Teniendo en cuenta, incide Manuel Franco, epidemiólogo y profesor de la Universidad de Alcalá de Madrid, que «el riesgo siempre existe».

«Ahora el problema está en los no vacunados», señala el epidemiólogo. Lo importante en este momento es proteger a este colectivo, jóvenes en su inmensa mayoría, y para ello solo hay dos opciones: seguir vacunando y tratar de sortear el contagio, evitando las aglomeraciones en espacios abiertos pero, sobre todo, los entornos cerrados. Franco descarta que España llegue al punto de tener que imponer la vacunación, «o al menos ojalá no tengamos que llegar», aunque sí advierte de que los jóvenes son los más difíciles de captar porque «no ven el peligro igual que los mayores».

¿Por qué se pide certificado si los vacunados pueden contagiar?
Comentarios