jueves 2/12/21

Aramburu gana el Biblioteca Breve con una sátira sobre la literatura

El escritor vasco se alza con el premio gracias a la novela ‘Ávidas pretensiones’.
El escritor vasco Fernando Aramburu.

El escritor donostiarra Fernando Aramburu ha ganado hoy el Premio Biblioteca Breve 2014, que convoca la editorial Seix Barral con una dotación de 30.000 euros, con Ávidas pretensiones, una sátira en la que unas Jornadas Poéticas de un pueblo llamado Morilla del Pinar tienen un gran protagonismo.

Nacido en San Sebastián en 1959, Aramburu, autor de la Trilogía de Antíbula y con otros premios en su haber como el Tusquets de novela, homenajea con esta obra al género satírico. El jurado, que en esta edición estaba integrado por José Manuel Caballero Bonald, Pere Gimferrer, Eduardo Mendoza, Elena Ramírez y Carme Riera, la considera «una atrevida sátira sobre una supuesta sociedad literaria, escrita con una gran maestría técnica y un lenguaje singularmente gráfico y vivaz».

La editora Elena Ramírez ha explicado que en la obra se narra el desarrollo de unas jornadas poéticas en un pequeño pueblo perdido de España, que se celebran durante tres días, en los que sus participantes «tienen unas ganas de juerga tremenda y de medrar, haciendo las mayores perrerías al contrario para poder brillar ellos».

A su juicio, esta «poetada», tal como la denomina Aramburu en la obra, «es una comedia de enredo tremendamente divertida», reflejando unos días «de delirio» en los que el alcohol y las drogas «corren por doquier». El resto de miembros del jurado ha coincidido en que se trata de un título paródico en el que destaca su «rica prosa en matices», en palabras de Caballero Bonald, que «divierte pero es descarnada». «Yo la terminé con una sonrisa torcida», ha apuntado Eduardo Mendoza. Para Pere Gimferrer, sin embargo, si de algo no trata la novela «es de poesía o de literatura», porque los diferentes literatos que aparecen «confunden la carrera literaria con la literatura y confunden sobre todo la sociedad literaria con la literatura misma».

Para el autor, que reside en Alemania, el humor «es una necesidad vital», que le permite soportar ciertas situaciones. «Es sobre todo un compromiso conmigo mismo y para cerrar ciertas heridas, es uno de los asuntos más serios de mi vida».

Multipremiado

Fernando Aramburu inició su andadura literaria desde la poesía, pero obtuvo su primer premio, el Ramón Gómez de la Serna, en 1997 con Fuegos con limón, donde con tono satírico reflexionaba sobre el grupo CLOC de Arte y Desarte, fundado en 1977. Nacido en San Sebastián en 1959, Fernando Aramburu lleva años residiendo en Alemania, aunque sigue muy de cerca la actualidad española, a tenor de sus muchos tuit sobre lo que aquí acontece. Con la novela Los ojos vacíos (2000), inaugura la Trilogía de Antíbula, su escenario literario imaginario, y es reconocido con el premio Euskadi 2001.

Un año más tarde, recopila sus textos breves en El artista y su cadáver y en 2003 llega a las librerías su tercera novela, El trompetista de Utopía, que en 2007 fue llevada a la gran pantalla por Félix Viscarret con el título Bajo las estrellas, que obtuvo dos premios Goya. Cocinero de sus novelas, más que lector de las mismas, según ayer comentó, es de los escritores a los que les gusta corregir, poniendo especial atención y cuidado en la lengua. AAramburu volvió a conectar con sus lectores en 2005 para presentarles «Bami sin sombra», de nuevo en el territorio de Antíbula.

Con el libro de relatos Los peces de la amargura realizó un recorrido por las vidas de las víctimas y miembros de ETA, por el que fue galardonado con el Vargas Llosa NH de Novela de 2007, el premio Dulce Chacón y el Premio Real Academia Española, de 2008.

Aramburu gana el Biblioteca Breve con una sátira sobre la literatura
Comentarios