martes 19/10/21

Arco cierra por encima de las expectativas su edición más difícil

Arco echó ayer el cierre a su edición más difícil, la de la pandemia, celebrada en plena quinta ola y con solo la mitad de las galerías. Pese a ello, la organización está satisfecha con su desarrollo y las galerías han vendido por encima de sus expectativas.

Maribel López, la directora de la feria, se declaraba ayer «muy satisfecha» y orgullosa por el desarrollo de Arco. La cita, que se desarrolla desde el pasado miércoles en Madrid ha servido para reactivar el mercado del arte y para «romper la dinámica de pesimismo» que arrastra el sector desde que comenzó la pandemia.

«No sabemos cuándo va a acabar esta situación tan tremenda, pero mientras tenemos que imaginar cómo funcionar con ella y este ha sido un ejercicio muy bueno», ha dicho.

La feria ha cambiado radicalmente su arquitectura por la crisis sanitaria: los pasillos son más amplios, el aforo se ha reducido a la mitad y el aire de los pabellones 7 y 9 se renueva cada tres horas. Ha sido también más pequeña, solo han participado 130 galerías, un poco más de la mitad que en 2020. Los 250 coleccionistas a los que cada año invita la feria no han fallado pese a la mala imagen que las cifras están arrojando de España en el turismo. Todavía no hay datos de asistencia de público, pero es «muy inferior» a otros años por lo reducido del aforo y las vacaciones. Lo más importante es que las galerías, que en su mayoría comenzaron la feria con una fuerte sensación de incertidumbre por el cambio de fechas —de febrero al verano—, han superado sus expectativas. «Hay galerías que han vendido más que nunca, pero todas están gratamente sorprendidas».

Arco cierra por encima de las expectativas su edición más difícil
Comentarios