sábado. 13.08.2022

‘Convergencias’ en la Fundación Merayo mañana

Un concierto de Alejandro Marías inaugura la temporada estival

La Fundación Merayo organiza mañana a las 20.00 horas el concierto Convergencias. Recital Abel-Bach a cargo de Alejandro Marías, que interpretará el programa con viola de gamba y violonchelo barroco.

El acto se desarrollará en el patio de la Fundación Merayo, que ocupa las instalaciones del seminario de Santibáñez del Porma en la calle del Molino de esta localidad.

El programa comprende obras de Karl Friedrich Abel (1723-1787) como la sonata para viola de gamba sola en sol mayor, A1:3 (Adagio-Allegro-Minuet) de su colección Pembroke-Sam,lung y los solos para viola de gamba en re menor , BWV 1011 (Prelude-Allemande-Courante-Sarabande-Gavottes I&II- Gigue) de su manuscrito Drexel.

Alejandro supo desde muy niño que quería ser músico. Comenzó sus estudios con Enrique Correa y María de Macedo y obtuvo los títulos superiores de Violonchelo y Viola da gamba en el Real Conservatorio Superior de Madrid.

Se trasladó a Francia para especializarse en la interpretación historicista de los repertorios clásico y romántico y más tarde a Suiza. Actualmente es profesor de estos instrumentos en Conservatorio Superior de Música de Sevilla, director artístico del conjunto La Spagna y miembro del Cuarteto Francisco de Goya, con el que ha grabado quintetos de Boccherini. Con La Spagna ha realizado el disco A tribute to Telemman. En 2019 el sello Brilliant Classics publicó su grabación de la obra completa para viola de gamba de Jacques Morel.

El recital Convergencias está inscrito en el marco histórico del siglo XVIII, en el que Europa atravesaba un periodo de grandes cambios políticos, culturales y artísticos. La decadencia del Antiguo Régimen se llevó consigo instrumentos como la viola de gamba y formas musicales como la suite identificados con la aristocracia.

«La relación entre los Abel y los Bach, que duró varias generaciones» produjo «una hermosa paradoja». Bach compuso sus suites, que pronto quedarían obsoletas, para un instrumento nuevo como era el violochelo. Por su parte, el joven Abel dedicó su obra a la viola de gamba, un instrumento pasado de moda que prácticamente moriría con él.

El concierto del que se podrá disfrutar mañana en el patio de la Fundación Merayo, que rtoma así su programació estival, cuenta con el apoyo del Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de ña Música (Inaem). La actividad tiene entrada gratuita hasta completar aforo.

‘Convergencias’ en la Fundación Merayo mañana
Comentarios