sábado. 13.08.2022

Danzad, danzad, ¡benditos!

Vuelve ‘Danzas del Mundo’ a la plaza de la Catedral con Martín Castaño y la intención de recuperar una iniciativa que logró acaparar una gran atención por parte de los leoneses. Será el 2 de julio.

Si se recuenta todo lo que pasó en una plaza, de cualquier lugar, pueblo o ciudad, salen mil vidas, mil sentimientos, la historia popular y la privada. O aquello del ágora o del ejercicio de la celebración. Sí, una plaza. Eso que ahora es una terraza continua donde a veces las mesas y las sillas no dejan ver la plaza... En cambio, todo lo contrario propone Martín Castaño (León, 1960), artista e investigador, coreógrafo, activista cultural con la danza por montera, que como vio y aprendió, cazó al vuelo ese sentido de las plazas. Y es en la de la Catedral donde arma Danzas del Mundo. Será este sábado (20.30 horas) y aunque parezca mentira alcanza ya la edición número 21. A muchos les suena porque esto se hizo con éxito y se dejó de hacer, sin pandemias de por medio.

«Lo cierto es que la idea no es nueva, siempre se ha bailado en las plazas. Las danzas y el baile han sido siempre una herramienta social y de encuentro muy necesaria para integrar de una manera horizontal las desigualdades sociales. Durante mi tiempo de formación en Barcelona, lo habitual era bailar en las plazas pero al traerla a León lo que trataba de conseguir esta propuesta original era articular un discurso con danzas multiculturales para crear un encuentro en el que el espectador no existiera como tal y pasara a formar parte de una multitud en danza de una forma espontánea y haciendo uso de espacios comunes y culturales», explica Castaño para situar el evento en su verdadera dimensión.

de 30 personas a plaza llena

Lo cierto es que la puesta en práctica en León, ya antes del cambio de siglo, obtuvo una gran respuesta y esa idea universal de la danza casó a la perfección, por ejemplo, con el rico folclore leonés en donde la escenografía rural es un apartado clave. «El resultado ha sido muy satisfactorio, año tras año ha ido creciendo la participación. Danzas del Mundo se presentaron por primera vez en 1996 en la Plaza de la Catedral de León con apenas unas 30 personas entre amigos, alumnos y algún espontáneo, esta cifra fue creciendo año tras año hasta llegar a reunirnos más de 300 personas en cada convocatoria, entre ellos, participantes que nunca antes habían bailado o ni siquiera imaginaban que podían hacerlo de modo improvisado y colectivo», relata.

regreso en 2022

Sobre este regreso en 2022, Martín Castaño apela tanto a lo emotivo de volver como al saber ya qué terreno se pisa en cuanto a la acción en sí, como la grata respuesta de los leoneses, sobre la que el coreógrafo deposita todas las esperanzas para este próximo día 2 de julio: «El encuentro de este año es un reto más emocional que profesional, al regresar de unas circunstancias que han marcado un distanciamiento social, creo que es el momento idóneo para una propuesta participativa cuyo objetivo principal es justamente romper esa distancia a través de una herramienta cultural y única como son las danzas comunales», afirma.

Danzas del Mundo es un evento que se celebra gracias a Diálogo Producciones Culturales, formado por Ángeles Rodríguez, actriz y directora teatral mexicana, y Martín Castaño, maestro investigador de danzas y folclore internacional.

En cuanto a la producción del evento, junto a los citados, son los alumnos y amigos los que colaboran en él, aunque como resalta el propio Castaño, dada la dimensión participativa, son igual de protagonistas los que acuden a bailar como los que lo proponen.

Danzad, danzad, ¡benditos!
Comentarios