martes 12.11.2019

El leonés José Vicente Casado halla un canal romano de lavado de oro

El ‘cazameteoritos’ elabora una cartografía de la minería no energética de León.
El leonés José Vicente Casado halla un canal romano de lavado de oro

Un canal romano de lavado de oro ha sido su último descubrimiento. El leonés José Vicente Casado, ‘cazador’ de meteoritos, buscador de oro y experto en fósiles, ha localizado en el Duerna una terraza aurífera con canal de lavado de época romana que no estaba catalogado. Actualmente está llevando a cabo una cartografía de la minería no energética de León, con la recopilación de canteras de todo tipo de minerales (exceptuando el carbón). Su mejor colección de meteoritos, aproximadamente un centenar de piedras, como una de 600 kilos, es actualmente una de las ‘joyas’ del Museo de la Siderurgia de Sabero. Espera que su colección de fósiles, algunos únicos en el mundo, con nuevas especies de animales y plantas, encuentre también acomodo en un museo. Mañana en la feria Arpa de Valladolid mostrará un gran meteorito. Casado posee más de 10.000 piezas, entre minerales, meteoritos y fósiles.

De momento, él sigue rastreando por los desiertos del mundo en busca de nuevas piedras ‘llovidas’ del cielo. Cada día caen sobre la Tierra más de 25 toneladas de polvo espacial, meteoritos y chatarra espacial; y Casado sabe cómo encontrar rocas de otros planetas y asteroides. Su última expedición ha sido a Sudamérica. Durante diez días cinco personas únicamente localizaron tres piedras. Por difícil que parezca, en cada viaje encuentran meteoritos. «Vamos a desiertos geológicamente estables. Hacemos cientos de kilómetros y tenemos el ojo hecho a la búsqueda», confiesa Casado. De ahí que hace dos años encontrase en el desierto de Túnez una condrita —un meteorito rocoso—, del que ha llegado a reunir siete kilos; el mayor fragmento de 1,3 kilos de peso.

Ocho años después de que cayera un meteorito en Palencia, Casado ha sido capaz de localizar ahora nuevos fragmentos. Los meteoritos se pueden «leer». Contienen datos de cómo se formó el sistema solar, la tierra o la vida o cómo ha funcionado el universo desde hace millones de años. Algunos meteoritos constituyen auténticos tesoros. Casado confiesa que nunca ha encontrado meteoritos lunares, pero sí otros tan raros. Para entender lo difícil que es hallar uno, pone como ejemplo los miles de personas que se lanzaron el mes pasado en busca de restos del meteorito que se estrelló en Estados Unidos. Entre todos los cazameteoritos apenas pudieron reunir cien gramos.

El leonés José Vicente Casado halla un canal romano de lavado de oro
Comentarios