viernes 3/12/21
CULTURA ■ MEMORIA HISTÓRICA

Leoneses bajo el yugo nazi

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica reclama a la Junta un reconocimiento para los 33 republicanos leoneses deportados a campos de exterminio.
Momento en el que los aliados liberan a los prisioneros del campo de concentración de Mauthausen en 1945. ARCHIVO

verónica viñas | león

Sufrieron el horror de los campos de exterminio nazi. El temible campo de Mauthausen alojó a 33 leoneses. Sólo nueve de ellos, Rufino Baños, Enrique Rodríguez Aja, Rogelio Canedo, Víctor Alonso, Prisciliano García Gaitero, Felipe Morán, Vicente Pabón, Alipio Rodríguez Omaña y José Alonso sobrevivieron al hambre y las torturas y fueron liberados por los aliados en 1945. La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) no sólo no les ha olvidado sino que reclama a las Cortes de Castilla y León que rinda un homenaje a los 318 republicanos de la comunidad —incluidos los 33 leoneses— que fueron deportados a campos nazis. Y es que el próximo viernes se celebra el Día Internacional en Conmemoración de las Víctimas del Holocausto. Algunas instituciones españolas preparan actos de reconocimiento a los más de 10.000 republicanos españoles deportados a los campos nazis, los ‘rostpanier’, como eran conocidos los rojos españoles que Hitler ofreció a Franco y a Stalin sin que ninguno de los dos dictadores quisiera hacerse cargo de ellos. La Junta no ha respondido a las peticiones de la ARMH. La presidenta de las Cortes de Castilla y León, Silvia Clemente, «ha evitado manifestarse y ha remitido el escrito a todos los grupos políticos», según la citada asociación.

La pena de no poder entrar en su país marcó la vida de Alipio Rodríguez Omaña hasta 1964, cuando pudo traspasar por primera vez la frontera y ver a su familia. Hasta entonces, este superviviente de Mauthausen acercaba a su hijo a Hendaya y el abuelo lo recogía para que pasara el verano en León. Los autores de la obra teatral El triángulo azul, Laila Ripoll y Mariano Llorente, se inspiraron, entre otros presos, en el leonés Prisciliano García Gaitero, cuyos diarios aportan muchos datos sobre el campo de concentración de Mauthausen. «Llegué a envidiar a aquellos que por fin dejaban de sufrir y se estrechaban en un abrazo con la muerte como si se tratara de una amante ausente mucho tiempo... pensé infinidad de veces en entregarme a ella precipitándome hacia la alambrada eléctrica...», escribió en su diario García Gaitero, oriundo de Fuentes de Carbajal.

España tiene «una deuda pendiente» con estas personas que sufrieron todo un «inventario de la devastación: fueron tratados mal en España, luego en Francia y después en Alemania», ha denunciado el historiador leonés Secundino Serrano.

Leoneses bajo el yugo nazi
Comentarios