martes 20/4/21

Patrimonio industrial leonés con ‘pedidrí’

El Ministerio de Cultura elabora un catálogo con los 177 bienes más representativos del país, ocho de ellos en León
cultura1

Son ocho los elegidos. El Plan Nacional de Patrimonio Industrial incluye bienes relevantes, elegidos en colaboración las comunidades autónomas. De Castilla y León hay 26 elementos representativos de la era industrial —es la primera del ránking, seguida por Aragón (19) y Andalucía (17)—, de los cuales ocho pertenecen a esta provincia, la mitad relacionados con la industria minera. Se trata de la Ferrería de San Blas de Sabero, actual sede del Museo de la Siderurgia y la Minería (MSM); el conjunto de la cuenca minera de Sabero; la central térmica de la Minero Siderúrgica de Ponferrada, actual sede del Museo Nacional de la Energía; el conjunto industrial del Pozo Ibarra; la antigua fábrica de productos químicos Abelló, un icono de la era industrial en la calle Astorga, actual sede del Instituto Leonés de Desarrollo Económico, Formación y Empleo (Ildefe); la Herrería de Compludo; y las locomotoras English Electric 7766 y Mikado 141-F-2346, ambas declaradas Bien de Interés Cultural (BIC) en 1999.

En 2011 la Junta llevó a cabo el inventario del Patrimonio Industrial de la comunidad autónoma. El resultado es que hay 4.887 bienes, de ellos 1.325 (el 25%) en la provincia de León.

El catálogo que acaba de hacer el Ministerio de Cultura se reduce a 177 bienes industriales en todo el país. La finalidad es «documentar y difundir los elementos relevantes de la historia de la industrialización de España», asegura la web del ministerio, donde hay un mapa interactivo con estos 177 bienes y una ficha explicativa de cada uno de ellos. Es curioso que las regiones donde más se asentó la industria no son las que conservan mayor patrimonio. Metalúrgicas, fábricas de artillería, de vidrio, de tabacos, de conservas o cemento, harineras, azucareras, altos hornos, astilleros, el Canal de Isabel II, la Real Fábrica de Tapices o el Metro de Madrid (estación de Chamberí y nave de motores de Pacífico) figuran en el listado nacional.

Locomotoras BIC

En el inventario del Ministerio de Cultura únicamente aparecen dos locomotoras, la English Electric, conocida como ‘la inglesa’, que realizaba el trayecto León-Oviedo desde la década de los años cincuenta hasta 1994; y la Mikado, que se fabricó con materiales ingleses en 1957 y estuvo funcionando hasta 1974.

En el catálogo nacional ‘conviven’ el paisaje minero de Riotinto con la fábrica de sidra El Gaitero, la fábrica de armas de Toledo, un modelo de automóvil Renault 4 CV (Valladolid), las minas de sal de Cardona (Barcelona), la ruta de los molinos papeleros de Bañeres de Mariola (Alicante), la fábrica de conserva y factoría ballenera de Massó (Pontevedra), la fábrica de cervezas El Águila (Madrid) y el puente de Portugalete.

Resulta penoso que el monumental castillete del Pozo Ibarra, auténtica obra maestra de la ingeniería de su tiempo (1930), en la emblemática mina de Ciñera, única declarada BIC en la provincia, lleve desde 2013 en la Lista Roja de Hispania Nostra porque corría el riesgo de desaparecer. Un patrimonio industrial que el Ministerio de Cultura considera el mejor del país y que, sin embargo, se encuentra en unas lamentables condiciones. Unos terrenos cargados de historia, donde ya se explotaba el carbón en el siglo XIX. Aunque el conjunto industrial goza de la máxima protección que reconoce la legislación de Patrimonio Cultural, está seriamente amenazado.

Patrimonio industrial leonés con ‘pedidrí’
Comentarios