jueves. 02.02.2023
Los socialistas aseguran que Ordóñez amenazó al PP si no se destituía a la directora del centro

El Procurador del Común alerta de irregularidades en la Escuela de Música

El PSOE denuncia que el informe recoge que ha habido acoso y agresiones físicas
Imagen de la Escuela de Música y Artes escénicas de Léon
El PSOE presentó ayer un informe elaborado por el Procurador del Común, a petición de los sindicatos, en el que denunciaba la conflictiva situación por la que está pasando la Escuela Municipal de Música, que, según el documento, ha llegado a desembocar en agresiones físicas y en un continuo acoso a los trabajadores. Según manifestaba el concejal socialista, Vicente Canuria, el informe del procurador del Común refrenda que la plaza de director del centro fue amortizada de forma ilegal y que el centro se encuentra actualmente sin una dirección adecuada. El edil socialista recuerda además que tal y como marca la ley para este tipo de centros, la figura del director debe tener al menos una titulación universitaria media y que, en la actualidad, alguno de los tres coordinadores actuales sólo tiene el bachillerato. Para el grupo de concejales socialistas, el informe demuestra que Mario Amilivia ha permitido que sus concejales usen la Escuela Municipal de Música como un centro de «promoción de amiguetes». Así, recordó episodios como el plante del concejal de Cultura, Alfonso Ordóñez, que amenazó en público con no votar los presupuestos municipales si no se despedía a la directora legal del centro. Se daba la circunstancia de que en el mismo pleno que se aprobaron las cuentas se aprobaba esa amortización con una advertencia de ilegalidad. «Es un demoledor informe que pone en evidencia que se está haciendo una chapuza absoluta por capricho. Quienes pagan los caprichos del alcalde son los ciudadanos, y los alumnos de la escuela de música», afirmó Canuria. La concejala Evelia Fernández, alertó igualmente de la degradación de la calidad de la educación en la escuela: «La Inspección de Educación advirtió a principios de 2005 de la falta de un reglamento. Dos años después seguimos sin él. Los mejores profesores, los que tienen su plaza por oposición, están pidiendo excendencias por las presiones que reciben y los que pagan esta situación son los casi 2.000 alumnos del centro». La edil cree que de prolongarse esta gestión corre peligro la propia continuidad del centro. Evelia Fernández pone el acento en cómo se están gastando los fondos: «me parece patético que un profesor cuando se le rompe una cuerda se la tenga que pagar de su bolsillo, mientras se destina el dinero a cursos especializados», concluyó.

El Procurador del Común alerta de irregularidades en la Escuela de Música
Comentarios