jueves 19.09.2019
CULTURA

Hasta una simple palabra aspira a llegar a algo más

Sierra Pambley acoge hoy la experiencia literaria ‘Imagina cuántas palabras’
Hasta una simple palabra aspira a llegar a algo más

Imagina cuántas palabras se presenta esta tarde en la fundación Sierra Pambley con la participación de los editores Carolina Martínez y Clemente Bernad y los escritores Viktor Gómez, Juan Carlos Mestre, Vicente Muñoz Álvarez, Emilio Silva y Rafael Saravia.

Este libro, en el que han colaborado escritores como Juan Carlos Mestre, Vicente Muñoz, Gsús Bonilla, Manuel Rivas, Issac Rosa o Felipe Zapico, es un proyecto transmedia cuyo primer paso es la publicación de un libro hecho de palabras y de fotografías. Para ello, durante el curso 2011-2012 se propuso a los alumnos de segundo a sexto de Educación Primaria del Colegio Público Cardenal Ilundain de Pamplona que escribiesen sus diez palabras preferidas. Participaron un total de 315 alumnos, que propusieron un total de 1.430 palabras diferentes. Después, se ofreció a 50 escritores que trabajasen con las 50 palabras más repetidas y que escribiesen lo que más les apeteciese: un relato corto, un relato más largo, un poema, un listado, una frase.... con total libertad. Podrían escribir lo que quisieran, siempre que contuviese esas 50 palabras. Entre las entradas más repetidas se encontraban naturaleza, paisaje, alegría, arcoíris, corazón, diversión, dormir o agua.

Después, cada uno de sus escritos se acompaña en el libro por una fotografía de Clemente Bernad hecha en La Corrala de Vecinas La Utopía, de Sevilla. Imagina cuántas palabras es un proyecto abierto, participativo, lúdico y experimental que plantea un juego entre palabras e imágenes fotográficas lleno de preguntas: ¿qué nos dice una fotografía?, ¿qué representa?, ¿significa algo?, ¿contiene algún mensaje?, ¿leemos todos las fotografías de la misma manera?, ¿cuánto hay de realidad en lo que nos muestran?, ¿qué imágenes podemos asociar a una palabra?, ¿qué palabras podemos asociar a una imagen?

Se trata de un planteamiento experimental y lúdico del proyecto: a los escritores se les propuso un ejercicio de escritura con el innegable espíritu oulipiano de tener la obligación de trabajar con un grupo concreto de palabras. Finalmente, cada una de las fotografías va de la mano de las 50 palabras y de muchas otras, reforzando una de las ideas centrales del proyecto: la afortunada polisemia de las imágenes fotográficas, que es a la vez su fortaleza y su debilidad. Las distintas relaciones entre palabras e imágenes crean nuevas lecturas e infinitas interpretaciones.

Lugar: Fundación Sierra Pambley.

Hora: 20.00

Entrada: gratuita.

Hasta una simple palabra aspira a llegar a algo más