jueves. 30.06.2022

Solo Grajal pasa la ‘criba’ de la Junta y recibe una subvención de 6.986 euros

Astorga, Igüeña, Fabero, Carracedelo y Riaño se quedan sin ayudas para la restauración de inmuebles del Patrimonio
                      Imagen de archivo de la escalera del Palacio de Grajal. JESÚS F. SALVADORES
Imagen de archivo de la escalera del Palacio de Grajal. JESÚS F. SALVADORES

La convocatoria ha sido un ‘fiasco’. La Delegación Territorial de la Junta abrió una línea de subvenciones para municipios de menos 20.000 habitantes que quisieran financiar actuaciones en bienes inmuebles del Patrimonio. El resultado lo publicó ayer el Boleín Oficial de Castilla y León (Bocyl). De las sesis solicitudes recibidas, únicamente ha pasado la ‘criba’ Grajal de Campos, que recibirá una subvención de 6.986 euros para la restauración de la escalera del palacio renacentista.

Aunque las subvenciones estaban destinadas a cubrir el 70 por ciento de los trabajos de restauración, la Delegación ha tenido en cuenta que el Ayuntamiento de Grajal de Campos ya contaba con una ayuda de 43.987 euros del Instituto Leonés de Cultura (ILC), de ahí que le otorgue solo 6.986 euros.

La Delegación Territorial ha desestimado las solicitudes presentadas por los ayuntamientos de Astorga, Igüeña, Fabero, Carracedelo y Riaño.

Astorga se apuntó a las subvenciones para reparar la cubierta de de cobre del reloj del Ayuntamiento de la ciudad. La petición no ha sido admitida porque «la obra se ha realizado sin autorización del órgano competente en materia de patrimonio cultural». El Ayuntamiento de Igüeña demandaba la subvención para restaurar bienes de la ermita del Santo Cristo de Colinas del Campo de Martín Moro Toledano. La Junta no estimó esta petición porque la convocatoria va dirigida a financiar actuaciones en bienes inmuebles y «el Ayuntamiento de Igüeña pretende restaurar las figuras de San Antonio y San Lorenzo, del retablo y del Cristo crucificado».

Fabero pedía la subvención para la rehabilitación de la antigua fragua del Pozo Julia, que tampoco ha sido aceptada, porque «en ningún caso la suma de esta subvención y de las que, en su caso, reciban los beneficiarios de cualquier otra Administración, podrá superar el coste de la actuación». La Delegación Teritorial recuerda que Fabero ha percibió para esta actuación una ayuda de la Diputación de León de 20.000 euros y que el el coste de las obras realizadas es de 19.501.

Carracedelo pretendía destinar la subvención a obras en el acceso al monasterio de Santa María de Carracedo. Tampoco ha pasado la ‘criba’ porque «la actuación se ha realizado en el año 2019», recuerda la Delegación Territorial. Por último, el Ayuntamiento de Riaño pretendía acogerse a la línea de ayudas de la Delegación de la Junta para llevar a cabo reparaciones en el corro de lucha leonesa de esta localidad. En este caso, el rechazo está justificado porque «el bien inmueble objeto de la solicitud de subvención no es un bien inmueble integrante del Patrimonio Cultural de Castilla y León».

Solo Grajal pasa la ‘criba’ de la Junta y recibe una subvención de 6.986 euros
Comentarios