martes 15/6/21
Balonmano

El Ademar acude al acto de conciliación

Los jugadores que denunciaron despido improcedente y el club tratarán hoy de alcanzar un acuerdo para evitar ir a juicio
Parte de la directiva del Ademar, durante la rueda de prensa donde explicaron su postura sobre el tema de los despidos. JESÚS F. SALVADORES

La directiva del Ademar y los representantes legales de los cinco exjugadores del club que denunciaron un presunto despido improcedente la pasada temporada, se verán hoy las caras en un acto de conciliación donde ambas partes pretenden, en un principio, alcanzar algún tipo de acuerdo que evite males mayores. Mario López, Juanjo Fernández, Gonzalo Carou, Ivan Mosic y Fede Vieyra -además del extécnico de la cantera Juan García Lorenzana ‘Juanín’- cargaron hace unos meses contra la cúpula ademarista a raíz del Erte que presentaron en marzo de este año cuando la pandemia de coronavirus obligó a iniciar una cuarentena que se extendería hasta junio.

Los por aquel entonces integrantes de la plantilla del Ademar consideraron que el club no había respetado la duración de sus contratos cometiendo, a su modo de entender, «despido improcedente». Unos hechos que los mandatarios de la entidad leonesa se apresuraron a desmentir, insistiendo en que todos los pasos que dieron estaban respaldados por la ley. Pero lejos de llegar a un entendimiento, los seis denunciantes prosiguieron con el órdago y será hoy cuando el caso llegue a un primer acto de conciliación. De no frenarse aquí -subrayan los exjugadores- «nos veremos obligados a ir a un juicio que en ningún caso queremos, pero consideramos que se han vulnerado nuestros derechos y vamos a llegar hasta el final».

«No hubo despidos»
Tano Franco considera que el club ha hecho las cosas de forma legal desde el principio

«Fuimos despedidos el pasado 5 de mayo, cuando los contratos eran hasta mediados de junio», advertía Mario López hace poco más de un mes. «Cada jugador tiene una situación distinta y hay gente que denuncia también impagos. Lo hemos hablado con la directiva e insisten en que esos despidos son legales, pero quienes nos asesoran a nosotros dicen lo contrario».

Por su parte, Cayetano Franco y el resto de la directiva convocaron una rueda de prensa días después para explicar su versión de los hechos. «El club ha tenido que actuar conforme a una legislación desconocida» debido al estado de alarma en el que entró el país el pasado 14 de marzo. Ni él, ni el resto de la cúpula directiva del Ademar dudan a la hora de afirmar que, desde su opinión, «no ha habido despidos improcedentes» como reclama la otra parte de este conflicto sino «una finalización de contratos». Así que en el acto de conciliación de hoy «esperamos que nos den la razón» pero «la imagen lamentable que se ha dado ya no tiene remedio», confesaba un presidente que se mostró muy crítico. «Me he cansado de guardar las formas y ahora solo quiero decir las verdades. Nosotros queremos al Ademar pero a mí no me gusta ser el primero en airear los asuntos internos como han hecho otros».

El club ya aclaró, según su postura, que esos cinco jugadores que esgrimen despido improcedente no terminaban sus contratos el 15 de junio como dicen «sino el 5 de mayo de 2020». Por tanto «no han sido despedidos». Pero además apoyó su argumentación en un escrito de la subdirección general de Ordenación Jurídica donde se especifica que «los contratos se extinguen cuando llega la fecha de vencimiento o bien cuando se cancelen las competiciones deportivas». Misma tesis que defiende, según aclaró el directivo ademarista, la Dirección General de Trabajo. «Como todos ya sabemos, la Federación Española de Balonmano canceló las competiciones nacionales el pasado 4 de mayo», por lo que «creemos que todo se ha hecho dentro de la legalidad. Tengo que decir que a toda la junta directiva este tema nos ha supuesto un sufrimiento muy grande».

El Ademar acude al acto de conciliación
Comentarios