lunes 16/5/22
Balonmano | Liga Asobal

El Ademar entra en una mala dinámica

Puente Genil 29 Abanca Ademar 24 Los leoneses vuelven a dejarse ir en los minutos finales de partido, como contra Logroño en Europa, y suman su primera derrota en la Liga

Todo juega en contra de Abanca Ademar de León (29-24). El cansancio del equipo en una semana extenuante, las bajas, los lesionados, un Puente Genil que se pone líder momentáneo con tres victorias y que supo jugar sus bazas... Todo ello explica, en parte, la primera derrota liguera de los de Cadenas, que ahora ya podrán centrarse en el milagro europeo para remontar esos cuatro goles a Logroño.

El equipo llegó vivo hasta el minuto 20 del segundo periodo, con empate en el marcador, pero los de Paco Bustos supieron jugar mejor, más frescos en esa fase decisiva. A pesar del recital de Bomastar bajo palos, el equipo leonés regresa de vacío.

Con un sentido homenaje y minuto de silencio a Juanma Burón, fallecido exjugador local, arrancaba el encuentro con el alta de Semedo. Tras dos minutos de errores iniciales, Mitic abría la cuenta en la primera línea de los pontanos. Pero la zaga local en 6-0 no pudo frenar a Santista en seis metros para el empate. Eso sí, Delcio Moreno sacaba su cañón a relucir con dos golazos y una primera escapada local 3-1. Abanca Ademar no estaba dispuesto a permitirlo con un juego fluido y con Bomastar comenzando a sacar brazos, y así Jozinovic empataba a tres dianas. Pero Delcio sabía aprovechar las carencias de León en primera línea sobre todo en los centímetros a la hora de defender. Eso sí, el firme 6-0 de Cadenas con salidas puntuales de Gonzalo también se apoyaba en un Bomastar inspirado de salida para igualar gracias a Borges, alias Santista.

Al fin podía sacar Ademar algún contragolpe, sellado el primero por Casqueiro con sufrimiento al rozar De Hita. Iba cogiendo sus señas de identidad el cuadro leonés y el luminoso se movía en el equilibrio. Liapis forzaba en el pivote el primer siete metros y Gonzalo ponía a Ademar con ventaja con un 6-7 en el tanteo. La defensa ademarista crecía exponencialmente, con bloqueos y paradones de Bomastar.

Los leoneses jugaban más con pivotes y extremos, mientras el ataque andaluz era casi exclusiva de Delcio y Mitic. Ventajas cortas y sucesivos empates hasta que el primer dos minutos para Ademar, para el heleno Liapis, desembocaba en tiempo muerto de Manolo Cadenas. Santista devolvía el mando a los maristas (10-11) con una rosca de crack en seis metros. De Hita, en ese instante, cero paradas por ocho de Milan Bomastar. Pero las dobles opciones hacían que el marcador estuviera de nuevo en tablas a once a pesar de la aportación tan distinta de las porterías. Un dos minutos a Jozinovic hacía que Puente Genil volteara de nuevo a dos minutos del asueto (13-12), pero Joao Pedro, ex de Ademar, le acompañaba poco después en la banda ahora dando ventaja a Ademar. Con un Bomastar sencillamente magistral -once paradas-, se llegaba al descanso con todo abierto y un trece iguales en el electrónico.

Arrancaba el segundo periodo con un dos minutos al local Márcio y Pérez Arce poniendo arriba a Ademar en siete metros, infalible, pero aún Así Angel Ximénez volteaba de nuevo (15-14). Otra exclusión local a Corning tampoco era aprovechada porque la realidad es que el encuentro era muy extraño, con escasa relación entre estadísticas con lo que se veía en cancha, y con lo que se reflejaba en el marcador.

Felipe Borges igualaba desde el extremo para los pontanos tras otro siete metros de Gonzalo, y es que nadie tenía arrestos para irse con dos goles de renta. Se avecinaba un segundo periodo infartante en el Alcalde Salas. También Semedo comenzaba a entrar en la dinámica realizadora pero ahora Puente Genil sí encontraba a sus extremos y seguían los empates. La defensa de los de Paco Bustos estaba más rotunda y así le iban llegando dos minutos a los locales, pero también Liapis se iba al banco tras cortar con rudeza una contra.

Y es que el desarrollo del juego era ciertamente extraño, con raros lanzamientos, pases sin sentido, errores y un marcador que se quedaba minutos y minutos sin moverse. Pomeranz ponía de nuevo a Puente Genil por arriba pero Virbauskas empataba a 19 en una valiente entrada casi en el ecuador. No obstante, los locales seguían encontrando un filón en los dos extremos con Cuenca y Borges, y eso ponía a los andaluces al mando. El meta eslovaco de los locales comenzaba a frenar ataques leoneses e incluso De Hita le sacaba un siete metros a Gonzalo. Momento clave del partido, delicadísimo para los leoneses.

Papan estaba ahora bajo palos pero Joao Pedro ponía un 22-20 tras casi un doble fly para el inmediato tiempo muerto de Manolo Cadenas. Quedaba tiempo, pero Virbauskas se precipitaba y Márcio en seis metros ponía un peligroso 23-20. Ahí se acabó el partido. Puente Genil no se relajó más.

El Ademar entra en una mala dinámica
Comentarios