miércoles 18/5/22
Balonmano | Liga Asobal

El Ademar quiere acariciar Europa y el Valladolid huir del descenso

El Abanca Ademar visita en su mejor momento de la temporada a un Atlético Valladolid que lucha por salvar la categoría

Los leoneses, obligados a ganar para seguir optando a la Liga Europea

virba
El Ademar ya venció al Valladolid en el partido de ida en León. MARCIANO PÉREZ

En su momento más dulce de la temporada. Así llega el Abanca Ademar al derbi frente a un Atlético Valladolid —Huerta del Rey, 12.00 horas, en La 8 León— que protagoniza la otra cara de la moneda, ya que continúa peleando por eludir los puestos de descenso a la segunda categoría del balonmano masculino español. El conjunto leonés, por su parte, afronta el duelo como una auténtica final en la que todo lo que no sea sumar los dos puntos le puede alejar definitivamente de la batalla por la Liga Europea, objetivo que ahora mismo tiene en su mano siempre y cuando sea capaz de hacerse —como mínimo— con diez de los doce puntos que todavía están en juego. 

Manolo Cadenas ha viajado a Valladolid con todos sus hombres disponibles salvo el lesionado Jozinovic. De nuevo será Malasinskas quien lleve la manija de un Abanca Ademar León que huye de relajaciones y no quiere caer en la trampa de pensar que los pucelanos apenas plantarán batalla por su mala situación deportiva. Nada más lejos de la realidad. Ya en el encuentro de ida en el Palacio —con ambos clubes en horas bajas— el partido pudo caer de cualquier lado hasta la lesión en el hombro de Méndez, que lastró al Valladolid permitiendo a los ademaristas arrancar un triunfo capital en ese momento. Ahora la situación es muy diferente, con los leoneses enrachados y dos fichajes de máximo nivel con los que no contaban el pasado mes de noviembre. 

El efecto Malasinskas
Europa contra la supervencia en Asobal. Eso es lo que ofrece hoy un derbi que no suele dársele mal al Ademar. De nuevo una de las principales claves para decantar la balanza en su favor será mantener alto el nivel defensivo desde el principio. La llegada de Malasinskas ha hecho, entre otras muchas cosas, que los de Cadenas controlen mejor los tiempos evitando inicios titubeantes que tanta factura les han pasado este curso. En ataque se espera al Ademar más coral de los últimos años, con recursos en todas y cada una de las posiciones ya sea en estático o a la contra. El problema surge atrás, aunque lo han ido subsanando con el paso de las jornadas. 

Lobos con piel de cordero
«Si Ademar ya era complicado con Milosavljevic, Semedo, Kim en la derecha, Virbauskas o Boskos, ahora eso se multiplica con la llegada de Malasinskas, y no hay más que ver al Ademar de hace ocho jornadas y al de ahora», advierte Pisonero, quien ha recuperado a Diego Camino para aportar su veteranía en este complicado tramo final de temporada.
Sin duda un partido de máxima tensión que puede catapultar al Ademar a la quinta plaza. 

El Ademar quiere acariciar Europa y el Valladolid huir del descenso
Comentarios