sábado. 03.12.2022

Cañas y sedales en reposo a la espera de un nuevo curso

La temporada de pesca en los ríos leoneses baja mañana el telón con un balance en clave positiva
                      La temporada de pesca en los ríos regulados leoneses finaliza mañana. FERNANDO OTERO
La temporada de pesca en los ríos regulados leoneses finaliza mañana. FERNANDO OTERO

La temporada de pesca en los ríos leoneses, como en el resto de la Comunidad, llega mañana sábado a su fin. Con casi siete meses por delante el balance puede valorarse en positivo. Tanto en los ríos no regulados que salvo excepciones bajaban el telón a su actividad el 31 de julio, como en los regulado spor embalse que lo hacen precisamente el 15 de octubre.

Buenas y en muchos casos grandes truchas han sido la tónica que se han encontrado los miles de aficionados a la caña y el sedal en los miles de kilómetros de masas de agua existentes en la provincia. Y esa tónica se ha mantenido durante buena parte de la campaña. Eso sí, teniendo en cuenta las estaciones del año ya que la temporada se iniciaba en primavera para continuar en verano y poner la guinda en otoño. Tres estaciones que han marcado un desarrollo que puede considerarse notable. Incluso mejor de lo esperado. Y siguiendo la tónica de los últimos ejercicios.

La climatología, con altas dosis de calor especialmente en julio, también ha tenido un porcentaje destacado a la hora de crear las condiciones para que cada jornada en el río haya sido en líneas generales solventada con sensaciones positivas.

Y por si todo esto fuera poco con una alta cifra de truchas, el pez por excelencia en la provincia leonesa a la hora de centralizar las preferencias de los pescadores. Ahora toca pensar ya en el 2023.

Cañas y sedales en reposo a la espera de un nuevo curso
Comentarios