miércoles. 06.07.2022
modric
Modric sigue siendo el cerebro del Madrid. MATTEO BAZZI

Pasan los años y el mundo se empeña en jubilarles, pero con su rendimiento siguen demostrado que aún les quedan unas cuantas vidas extra. Casemiro, Modric y Kroos, los componentes de la santísima trinidad que gobernó Europa con puño de hierro, volvieron a ofrecer un recital frente al Granada que impulsó al Real Madrid hasta el liderato de la Liga y refrendó su condición de intocables en la sala de máquinas del equipo de Carlo Ancelotti, que acumula siete partidos consecutivos sin conocer la derrota y vive un momento dulce tanto en juego como en resultados gracias, en buena medida, a un motor que resiste a la corrosión.

La vuelta tras el parón internacional arrojó en el Nuevo Los Cármenes una nueva exhibición de clase y compromiso del triunvirato sobre el que continúa pivotando el Real Madrid casi seis años después de que Zinedine Zidane sumase la brega y el sentido táctico de Casemiro a una dupla de volantes que desafía el transcurso del tiempo triangulando con escuadra y cartabón. Dos asistencias de Kroos en los primeros 25 minutos, otra de Modric para que Vinicius rubricase un monumento de jugada y una cuarta de Casemiro emulando la capacidad de filtrar pases con precisión quirúrgica del croata que permitió a Mendy cerrar la goleada. Inmortales.

Casemiro, Modric y Kroos, sin relevo en un Madrid que ya es líder
Comentarios