martes. 07.02.2023
Campeón del Dakar en motos

«El desierto es un amigo»

El piloto de 29 años, que ha sumado un nuevo éxito a su extraordinario palmarés, destaca la gran solidaridad que se vive en la caravana del raids
Coma al volante del coche de Nani Roma. de copiloto, ayer en el entorno del Lago Rosa
Marc Coma acumula éxitos a ritmo de récord y ya posee un palmarés extraordinario a sus 29 años. Sus buenas maneras como piloto le llevaron a arrasar en el mundo del enduro y, tras probar suerte en los raids, el piloto de Avià se consagró en noviembre al alzarse con el título de campeón del mundo de Rallies Cross Country. Entonces, al pupilo de Jordi Arcarons en el Repsol KTM Team tan sólo le quedaba un objetivo por alcanzar: el Rally Dakar. Partía como uno de los favoritos y, tras quince días de ardua competición y algún que otro sinsabor, Coma ha hecho buenos los pronósticos. -¿Qué es el Dakar? -Es la carrera por excelencia en el mundo del off road . El volumen y la repercusión que tiene, la gente que mueve, el recorrido, los países... la convierten en una carrera única y admirada, en la que todos los pilotos aspiran a participar algún día. -¿Qué la hace tan especial? -África y el desierto tienen un encanto difícil de explicar. La gente que lo ha vivido o ha estado ahí lo puede comprender, pero es difícil de contar a la gente que no ha estado nunca. -¿Cuál es el mejor y el peor recuerdo que guarda de la prueba? -De buenos recuerdos hay muchos, la victoria obviamente es la mejor y de los malos prefiero no acordarme. Me quedo con la humanidad que hay, en el sentido de que se trata de una carrera en la que la gente ayuda, es solidaria. -El desierto, ¿amigo o enemigo? -Al desierto se le debe entender. Creo que si lo entiendes y lo disfrutas, es un amigo. -Las etapas son largas y en muchas ocasiones debe ir solo. ¿Cómo hace para mantener la concentración? -Trato de mantenerme centrado en la navegación y en el objetivo final, sin distraerme a pesar de que pasamos muchas horas encima de la moto. Aquí es donde más se nota la ayuda del trabajo psicológico que realizamos. -Este año sólo había un objetivo. -Sí, pero el Dakar es una carrera muy complicada y larga en la que influyen muchos factores. salí a por todas y el objetivo era ganar la carrera, y se consiguió. -¿Ha sentido pánico en algún momento? -No. El sábado pasamos por una situación complicada ya que nos desorientamos un poco, pero tampoco tuve pánico. -¿Sintió presión como líder? -Desde el momento que te marcas como objetivo ganar la carrera, hay presión. El secreto está en saber sobrellevarla. -¿Cómo ha visto a tus compañeros como Carlo De Gavardo? -Fue una lástima que le penalizaran porque ha hecho una carrera muy bonita. Le felicito. Los primeros días me sorprendió el ritmo que llevaba, aunque luego cometió un par de errores que le han costado caros. -¿Qué significa la figura de Jordi Arcarons, su jefe de equipo? -Se ha implicado muchísimo en este rally, como siempre hace, y este resultado que he logrado, en gran medida ha sido gracias a él.

«El desierto es un amigo»
Comentarios