viernes. 09.12.2022
Baloncesto | Mundial de China 2019

España no disipa las dudas frente a una correosa Irán

Los de Scariolo, muy irregulares e inconsistentes, se atascan ante Irán y no sellan la victoria hasta el último suspiro. Italia espera mañana

Tras sufrir ante Túnez y Puerto Rico, España repitió guión frente a la correosa Irán, contra la que sumó el tercer triunfo en un partido intrascendente que volvió a demostrar que el equipo no carbura como se esperaba y mantiene las dudas a las puertas de las batallas frente a Serbia e Italia (73-65). Dos triples de Sergio Llull y Marc Gasol en el último minuto y medio salvaron de la quema a un equipo español que fue perdiendo durante buena parte del partido y volvió a mostrar sus carencias.


Por tercera ocasión consecutiva, la selección volvió a mostrar su peor cara en la primera parte. En esta ocasión si pudo irse a los vestuarios por delante, aunque solo por dos puntos tras otro mal día desde el triple, con nueve aciertos de treinta intentos (30 por ciento).

 

El arranque español volvió a ser, de nuevo, poco esperanzador. En menos de tres minutos, Scariolo ya había pedido tiempo muerto al verse sorprendido con un 0-10 en contra. Hasta ese momento, todo era un cúmulo de errores en su equipo. No entraban ni desde fuera ni bajo el aro, los iraníes cerraban su zona y España tardaba en arrancar.

 

Fue Juancho Hernangómez quien se encargo de romper la tendencia negativa, y le siguió Ricky Rubio con un 2+1 que empezaba a poner orden en un partido intrascendente, con España con el liderato del Grupo C asegurado, pero con la obligación de mejorar su nivel de juego, e Irán con ganas de dejar buena imagen en su despedida.

 

Los persas seguían a lo suyo y, con un acierto fuera de lo común, se pusieron en un santiamén 5-15.

 

La valentía de los iraníes les permitió el orgullo de, al menos, llevarse el cuarto inicial. El segundo Scariolo sacó a escena a los teóricos suplentes y, al menos, la defensa ganó en agresividad y frenó el ataque persa. Con el paso de los minutos, se mantenía la incertidumbre. Las ventajas seguían siendo mínimas y todo apuntaba a un desenlace tardío. Y así fue. Y España salió del apuro. El viernes ante Italia la imagen tendrá que ser mejor.

España no disipa las dudas frente a una correosa Irán
Comentarios