sábado. 28.01.2023
DL22P38F2-22-31-22-0.jpg

La selección española de balonmano puso un pie en los cuartos de final del Mundial de Egipto, tras imponerse por 32-28 a Alemania, en un encuentro en el que los Hispanos desarbolaron por completo al conjunto germano con una sensacional defensa en el tramo final de la segunda mitad.

El sobresaliente trabajo defensivo permitió a los de Jordi Ribera sobreponerse a un mal arranque de segundo tiempo, que dejó en nada las excelentes prestaciones que habían mostrado en la primera mitad.

Pero ni aun así se descompuso el equipo español, que, en una nueva muestra de madurez, reaccionó cuando peor pintaba el partido para los Hispanos, que a los 42 minutos perdían por tres tantos (22-25) en el marcador.

España logró enjugar la desventaja con el paso a una defensa 6-0, liderada por unos imponentes Viran Morros y Gedeón Guardiola, y secundado por un no menos fenomenal Gonzalo Pérez de Vargas bajo los palos, que permitieron al conjunto español dar la vuelta al marcador con un demoledor parcial de 6-0. Y es que tanto españoles como alemanes, conscientes de la trascendencia del choque, tenían claro que la clave estaba en la defensa, a la que se aplicaron desde el primer momento con la máxima intensidad en defensa.

Los germanos apelando a su tradicional 6-0 para sacar partido de los muchos kilos y centímetros que suman jugadores como Johannes Golla y Sebastian Firnhaber en el eje de la zaga, y los Hispanos apostando por el 5-1 que tan buenos resultados le dio en la victoria cosechada sobre Alemania en el último Europeo.

La lucha de estilos, pese a la igualdad inicial, poco a poco fue decantándose a favor del equipo español, que aprovechó la frecuencia con la que los defensores germanos confunden la agresividad con una innecesaria dureza.

Tal y como le ocurrió a Firnhaber, quien en apenas diez minutos ya sumaba dos exclusiones, que Raúl Entrerríos no desaprovechó. En la remontada jugó un papel fundamental el portero Gonzalo Pérez de Vargas, que con una nueva parada, una más, a falta de dos minutos para el final, sentenció un triunfo (32-28) que coloca a los Hispanos con un pie, sino con un pie y medio, en los cuartos de final del Mundial de Egipto.

España pone un pie en los cuartos de final
Comentarios