viernes. 24.03.2023

La Gala de la XXXIII Copa Asobal celebrada en las instalaciones del Club Olímpico de León, levantó el telón a la disputa de la competición que hoy acomete las semifinales. El presidente del conjunto leonés, Cayetano Franco, recordó que es la novena ocasión en la que León alberga la competición que, en esta oportunidad estará «rodeada de otros actos que convertirán a la ciudad en el referente del balonmano, no solo nacional», dijo.

Por su parte, el presidente de la Liga Asobal, Servando Revuelta, defendió la competición que supone, aseguró, «el refrendo a la actuación de los equipos en la primera vuelta de la liga» y auguró que será «un gran evento».

El presidente de las Cortes de Castilla y León, Carlos Pollán, recordó su vinculación con el balonmano «al que llevo unico toda la vida», comentó, ya que formó parte de la plantilla del Ademar, para después ser entrenador en categorías inferiores y su presidente durante tres años. El turno de intervenciones continuó con el representante de la Diputación de León, Nicanor Sen quien recalcó a los jugadores de los equipos presentes en la Gala que la provincia de León «es la más diversa de interior en Europa».

Las presentaciones de los equipos participantes se inició con el debutante en la misma, Cuenca cuyo capitán, Nacho Moyano, afirmó que su presencia supone «el premio al buen trabajo de la primera vuelta, a la identidad como equipo y para poder disfrutar e intentar hacerlo lo mejor posible», dijo.

En el caso del anfitrión, Abanca Ademar, su capitán Juan Castro valoró la presencia en esta edición «ganada por pleno derecho y la mejor manera de agradecerlo es llegando donde se pueda llegar». David Fernández, por su parte, reconoció que llegan a la cita ante Granollers «en un momento complicado a nivel físico, pero después de ganar en Pamplona un partido importante y lograr un objetivo prioritario en la Copa del Rey, es un triunfo que siempre suma». El rival de los leoneses este sábado, el Granollers, tuvo en su capitán, Antonio García, el recuerdo hacia la temporada que pasó en León donde, también en una Copa Asobal en 2009, eliminaron en semifinales al Atlético de Madrid y rozaron el título frente al FC Barcelona (28-27).

Por último, el FC Barcelona, cuya llegada a la Gala se demoró durante cerca de una hora, que defenderá el título conquistado en las últimas once ediciones -para intentar sumar el decimoctavo-, tuvo en palabras de su capitán, Gonzalo Pérez de Vargas el habitual mensaje de ambición al asegurar que llegar con «hambre» para sumar un nuevo trofeo.

El acto concluyó con las palabras del alcalde de León, José Antonio Díez, quien valoró la organización del torneo que supone, dijo, «un orgullo para los leoneses, mérito del esfuerzo y compromiso de la ciudad y del Abanca Ademar».

Una Gala para abrir boca antes de la batalla en la pista
Comentarios