jueves. 08.12.2022

Con la segunda plaza de Liga virtualmente imposible de reconquistar, el objetivo prioritario del Abanca Ademar hasta final de temporada es hacerse al menos con la tercera posición. Un puesto que en la actualidad ocupa el Huesca con 38 puntos por los 32 que tienen los de Manolo Cadenas, pero eso sí, en este caso con dos partidos menos que deberán recuperar.

De hecho, el primero de ellos —correspondiente a la jornada 25— lo disputarán mañana en la pista del Sinfín, feudo que no se les suele dar mal a los leoneses. Y el segundo —contra Granollers en casa— está fijado para el próximo 12 de mayo. De sumar los cuatro puntos —y siempre cuando no se dejen otros por el camino— los ademaristas tendrían a tiro ese escaño de bronce tan importante de cara al futuro europeo.

Y es que pese a contar con plaza segura en la Liga Europea del curso que viene —la lograron vía Copa del Rey al plantarse en la final contra el Barcelona— si el Ademar no acaba al menos tercero el campeonato nacional se verá obligado a disputar una eliminatoria previa para ganarse el derecho a entrar en la fase de grupos de la segunda máxima competición continental. Un enfrentamiento previsto para principio de temporada que no deja de ser una piedra en el zapato de cualquier equipo y una amenaza de verte fuera de Europa a las primeras de cambio.

Ganar los dos partidos aplazados dejaría a los de Cadenas a un paso de la tercera plaza
Comentarios