sábado 26/9/20
BALONMANO. LIGA DE CAMPEONES

Hamburgo como terapia

Tras dos palizas consecutivas el Ademar busca reivindicarse ante los alemanes.

El Reale Ademar ha sido apalizado de forma consecutiva por el Chekhovskie ruso en la Liga de Campeones (36-22) y por el Barcelona en la Liga Asobal (33-19). Resultados que no digiere nada bien el orgullo ademarista —pese a ser todos conscientes de la pérdida de potencial del equipo esta temporada— y tampoco su entrenador, un técnico tan competitivo como Manolo Cadenas. Por eso, de cara al partido de Liga de Campeones que hoy (20.00) disputa el equipo leonés, su receta fue clara, sencilla y escueta: «Desde el primer minuto tenemos que jugar con mucha más agresividad y con mucha más intensidad y no podemos tener ninguna laguna de concentración», manifestó Cadenas para apuntar que las severas derrotas cosechadas en esos dos encuentros anteriores vinieron motivadas, fundamentalmente, por los flojos inicios de partido de sus hombres que en apenas diez minutos ya habían concedido ventajas al rival de seis o siete goles.

Y eso es lo que no quiere que suceda esta noche en la cancha del Hamburgo alemán, donde los leoneses disputan su séptimo envite de Champions. En la ida en el Palacio el Hamburgo derrotó al Reale Ademar por un estrecho margen: 26-28 en un partido muy igualado hasta el final. Y Cadenas pretende que el guión sea similar. «Sería bueno estar dentro del partido y compitiendo hasta el final», apuntó. «Somos el Reale Ademar y tenemos que ser competitivos desde el minuto uno al sesenta», señaló Cadenas. Y para eso, como él mismoha reconocido, su equipo debe mejorar y mucho su actitud defensiva. Igual o al menos parecido al encuentro de liga de hace un par de semanas donde los leoneses dejaron en sólo 18 goles a un equipo potente como el BM Aragón.

Para el choque de hoy, al margen del lesionado Nantes, será baja también el central Carlos Ruesga que fue el máximo artillero del equipo ademarista en el encuentro de ida ante el Hamburgo con once dianas.

Hamburgo como terapia