lunes 06.04.2020

Invalidar la temporada o jugarla

Los organismos futbolísticos quieren acabar las competiciones y recuperar al menos el dinero de las televisiones Esta situación hace incierto un futuro en el que no se sabe si disputarlas o anular las ligas
Tanto la SD Ponferradina como la Cultural esperan a que la Federación decida sobre sus ligas. MARCIANO PÉREZ
Tanto la SD Ponferradina como la Cultural esperan a que la Federación decida sobre sus ligas. MARCIANO PÉREZ

Invalidar esta temporada o acabar las competiciones. Esas son las dos opciones que se barajan, porque cualquier otra postura abriría las controversias para aquellos clubes que se sintieran perjudicados. Se siguen valorando los diferentes escenarios que se pueden presentar en las próximas semanas sobre la posibilidad de terminar las competiciones deportivas que están iniciadas y más en concreto las futbolísticas. Hoy por hoy nadie sabe lo que sucederá porque nadie sabe lo que va a pasar con la situación sanitaria mundial que asola a todos los países. La Liga de Fútbol Profesional y la Real Federación Española de Fútbol quieren acabar la competición. Pero a día de hoy todo lo que se pueda decir es confuso. La LFP ha hablado de distintas fechas para reiniciar la competición, dando por sentadas unas fechas para el fin de la pandemia. Pero hay muchas incógnitas al respecto. ¿Va a acabar relativamente pronto? ¿Va a haber fechas suficientes? ¿Podrán entrenar y jugar si hay contagiados en los equipos? ¿Habrá que hacer mini pretemporadas?

La patronal quiere disputar lo que resta de Liga, pensando en hacerlo a puerta cerrada. No valora no terminarla. Hay mucho dinero en juego por los derechos televisivos, que está por encima de los 500 millones de euros.

La RFEF también quiere celebrar lo que queda de la Liga. Ayer Luis Rubiales subrayaba que hay que acabar la Liga sí o sí, aunque haya que superar el 30 de junio, con lo que ello significa en lo relativo a contratos.

En otros países ya se piensa en dar por concluidas las temporadas, anulando las mismas o haciendo valer la clasificación en el momento en el que se suspendieron las competiciones. Pero hoy por hoy no se contempla eso en España. Todos quieren que se vuelva a jugar por el bien de clubes y futbolistas, pues sino no hay más dinero de las televisiones.

«¡Ojalá me equivoque y se pueda jugar a primeros de mayo! No creo que sea posible, pero me encantaría reconocer que me he equivocado. Habrá que ir más lejos en el calendario. El objetivo es salvar esta temporada. Esa es nuestra idea. Lo que ganen o pierdan los equipos, que lo hagan en el terreno de juego. También en fútbol territorial y en categorías inferiores», afirmó ayer Luis Rubiales, presidente de la RFEF en una conferencia de prensa.

Los equipos que ocupan puestos de descenso son los que menos apoyarían un posible cambio de decisión, si la situación sanitaria se alarga. Y los que obtendrían títulos o ascensos, los que más.

No poder disputar partidos supondría la pérdida de más de 500 millones de euros de televisión

«He tenido una conferencia con todas las territoriales. Todo el fútbol federado está unido y se ha aceptado las medidas adoptadas. A nivel deportivo todas las competiciones están suspendidas y no pensamos en fechas ni hacemos cábalas. Cuando llegue el momento, se mirará, pero desde aquí no vamos a poner fechas. Cuando el fútbol vuelva, cuando la sociedad retome el pulso, hablaremos. Tendremos que dar la posibilidad de que los protagonistas compitan en las mejores condiciones».

Los primeros escenarios que se valoraron, que eran los de volver tras esta semana, ya no se van a dar. Y parece que los siguientes, los de mediados de abril, tampoco podrán producirse.

La LFP apuntaba en los pasados días que espera que a mediados de mayo se puedan reanudar sus competiciones a puerta cerrada. No obstante, hasta que las autoridades sanitarias no permitan jugar, no se reanudarán las competiciones.

Invalidar la temporada o jugarla