sábado. 25.06.2022

La labor que está realizando Israel Martínez al frente del Júpiter Leonés tiene mucho mérito al estar desarrollando una callada labor que se refleja, no sólo en los resultados del filial blanco, si no en su trabajo de nodriza, razón fundamental de la existencia de un equipo dependiente, para la Cultural tras el debut de cinco de sus integrantes en la Primera Federación con la elástica del primer equipo de la entidad, de los cuales tres de ellos tienen visos de quedarse ya de una forma definitiva a las órdenes de Curro Torres.

Rodri Suárez, que sólo ha jugado con el Júpiter Leonés dos partidos (Atlético Bembibre y Salamanca B), haciéndolo en ambos con victoria y jugando los 90 minutos en cada uno de ellos, y Percan, presente en diez compromisos del filial, con un total de 833 minutos jugados, lleva sin jugar con el filial desde la jornada 13, siendo frente al Numancia B, en el que disputó el partido completo, su ultimo compromiso a las órdenes de Israel Martínez.

Marcos González, el futbolista más utilizado por el técnico del filial de los cinco debutantes con el primer equipo, es el último que podría cambiar de aires tras su debut con el primer equipo de la entidad blanca en el último partidos disputado por los de Curro Torres. Con el filial ha disputado 14 partidos, aunque el último ya se remonta al 23 de enero ante el Ribert.

Israel Martínez no acusa la pérdida de efectivos
Comentarios