jueves. 02.02.2023
Oblak es uno de los grandes baluartes del Atlético.

Tras sus respectivos entrenamientos, el Barcelona y el Atlético de Madrid volaron este martes a Arabia Saudí preocupados por sus ausencias para afrontar la Supercopa, con los azulgranas como defensores del título y los rojiblancos, campeones por última vez en 2014, con derecho a participar con el nuevo formato gracias a su subcampeonato de Liga. El equipo culé no podrá contar con Ter Stegen, Dembélé ni Arthur.

En el caso del colchonero, se presenta, además de sin Diego Costa, sin el también lesionado Lemar. El jugador francés es el llamado a ser traspasado en este mercado de invierno para que el Atlético pueda fichar al deseado Cavani, a quien su compatriota Giménez califica como «un jugador magnífico y un profesional increíble que se acopla a todos los sistemas que puede haber en el fútbol». «A pesar de su edad (Cavani cumplirá 33 años el próximo mes) tiene un físico increíble», ha destacado Giménez, que en declaraciones a Televisión Española ha recomendado a su compañero en la selección uruguaya que abandone el PSG y fiche por el Atlético.

Mientras el Atlético sigue trabajando en la incorporación inmediata de Cavani, sin olvidar aún las ocasiones falladas el pasado sábado ante el Levante que obligaron a Oblak a ser salvador, el jueves se enfrentará al vigente campeón de la Supercopa más confiado porque en la portería contraria no estará Ter Stegen, sino Neto. El Barcelona, además, no está en un buen momento y sigue rodeado de dudas, mientras que el Atlético ha firmado su mejor racha ganadora de la temporada, con cuatro victorias consecutivas (tres en Liga y una en Champions). Lo ha conseguido el conjunto de Simeone gracias, no sólo a su guardameta, sino también a los goles y asistencias de Correa y haberse acostumbrado a marcar un par de tantos en sus últimos encuentros. El duelo entre Barcelona y Atlético albergará además el segundo reencuentro de Griezmann, tras los cánticos e insultos del Metropolitano contra el francés hace un mes.

Oblak reta a un Neto cuestionado
Comentarios