sábado. 28.01.2023
Fútbol | Segunda División EL RIVAL

Pichi encontró su «matador» El oscurantismo preside el trabajo de los alaveses

Se trata del delantero franco-marroquí Nabil Baha, que procede del Crèteil francés y antes había jugado en el Montpellier, Associaçao Naval, Sporting de Braga y Racing de Ferrol
La Sociedad Deportiva Ponferradina ya encontró al delantero goleador que estaba buscando desde hace tiempo. Pichi Lucas había comentado en muchas ocasiones que necesitaba un futbolista capaz de intimidar a los defensores rivales y por fin ha dado con él. Se trata del marroquí Nabil Baha que nació el 12 de agosto de 1981 en la localidad francesa de Remiremont. El hecho de ser hijo de inmigrantes marroquíes le ha posibilitado convertirse en internacional con el país africano, siendo su mejor actuación la de la Copa de África de Naciones en 2004, cuando Marruecos disputó la final ante Túnez. Nabil es de complexión fuerte. Mide 1,80 metros y pesa 77 kilos. A diferencia de otros jugadores que han aterrizado en Ponferrada, procedentes del otro lado del Atlántico, a éste ya le conocían los técnicos blanquiazules tras su paso por el fútbol español. Pichi lo siguió en el Racing de Ferrol la última temporada, en la que compartió camiseta con el también deportivista Nacho Fernández. Con los ferrolanos, Nabil disputó 37 partidos de Liga en Segunda División (los mismos que Nacho), materializando ocho goles en un equipo que iba camino del descenso. Pero su debut profesional se produjo con el Montpellier francés en el año 2000. De allí pasó a Portugal para actuar con el Associaçao Naval 1º de Maio durante tres temporadas, antes de dar el salto al Sporting de Braga y después llegó a Ferrol. En la ciudad departamental hablan maravillas de Nabil, especialmente desde que concluyó su período de adaptación al futbol español. La ventaja que ofrece su contratación es que llegará listo para jugar, porque su actual equipo, el Crèteil, se encuentra en plena competición igual que la Deportiva. Allí, en la Segunda División gala ha marcado 5 goles en los 17 partidos disputados. Viaja hoy hacia Ponferrada ya que mañana quiere ver el choque contra el Alavés en El Toralín. El Deportivo Alavés es una caja de sorpresas en la que la mayoría son casi siempre desagradables. Dmitry Piterman, su singular presidente, se vio obligado a sustituir a Chuchi Cos por Fabriciano González en el banquillo para evitar males mayores. Parece que las aguas se han calmado en los últimos días tras la clara victoria sobre el Lorca y el buen partido del Nou Camp, aunque terminara convertido en derrota. Pese a ello, Piterman impide la lógica transparencia informativa para que los aficionados alavesistas estén al corriente de lo que hace su equipo. Entrenamientos a puerta cerrada y declaraciones con cuentagotas impiden a los compañeros de la prensa vitoriana desarrollar su trabajo con normalidad. Por eso casi nadie se atreve a aventurar quien puede jugar mañana contra la Deportiva. Lo único seguro es que esta mañana el cuadro vasco celebrará su último ensayo antes de partir hacia Ponferrada donde quedará concentrado en el Hotel AC.

Pichi encontró su «matador» El oscurantismo preside el trabajo de los alaveses
Comentarios