martes. 31.01.2023
La anécdota del partidillo celebrado ayer en el Toralín se produjo cuando se llevaban apenas cinco minutos de trabajo. Una dura entrada de Povedano sobre Tarradellas, dio con los huesos del catalán sobre el césped y anteriormente ya se habían visto otras acciones similares con distintos protagonistas. Al técnico no le tembló el pulso y advirtió a sus jugadores voz en grito: «como vuelva a ver una entrada así, paramos el partido y os pongo a todos a correr». Está claro que Tomé no quiere más ausencias para León, después de tener que prescindir obligatoriamente de Miguel y Povedano por sanción. A partir de entonces ya no hubo lances que merecieran la reprobación del entrenador, que aún así corrigió al equipo en la segunda parte porque entendía que estaban perdiendo la concentración. Una vez concluido el entrenamiento, el propio entrenador quitaba hierro en sala de prensa: «ha habido ahí dos balones a los que llegaron tarde, pero no pasa nada, al contrario, ya me gustaría a mí que el equipo tuviera más agresividad, pero claro, tienes que cambiar calidad por agresividad». Espera una Cultural volcada Respecto al partido que espera ver el domingo el entrenador de la Ponferradina, Tomé apuntó: «la Cultural yo creo que va a salir volcada, con mucho ímpetu al principio y pienso que tenemos que saber sacar partido de esa circunstancia, porque a medida que vayan pasando los minutos ellos tendrán que ir bajando esa presión y nosotros podemos tener gente más capacitada para tener el control de la pelota, que es lo que nos interesa, al menos esa es nuestra intención». Donde no suelta prenda es en la posible alineación: «vosotros ya sabéis el equipo, pero no lo oiréis de mi boca».

El técnico se vio obligado a parar el entrenamiento para pedir calma a sus jugadores
Comentarios