viernes 27/5/22

Un trámite tras decir adiós a Europa

El Abanca Ademar afronta la penúltima entrega liguera recibiendo en el Palacio al Anaitasuna con el objetivo de recuperar la senda positiva La sexta plaza aún es posible como consuelo para los leoneses
                      Malasinskas disputará frente al Anaitasuna uno de sus últimos partidos con el Ademar. MARCIANO PÉREZ
Malasinskas disputará frente al Anaitasuna uno de sus últimos partidos con el Ademar. MARCIANO PÉREZ

Europa se ha convertido ya en un sueño imposible para el Abanca Ademar a pesar de que aún restan seis puntos en juego y la distancia con el último peldaño que da acceso a ello está a cinco puntos. En cierta medida porque esa distancia, por el desarrollo de las tres jornadas que aún quedan y los rivales con los que tienen que lidiar los leoneses así lo indican (especialmente la última entrega frente al todopoderoso Barcelona).

Por ese motivo el encuentro de hoy en el Palacio (20.00 horas) frente al Anaitasuna se presenta con tintes de trámite para los de Cadenas. Y el único aliciente de sumar dos puntos que aún pueden servirle, como mal menor, para seguir mirando a la sexta plaza, sin el premio de la competición continental pero sí mejor de la séptima que ahora ocupa. También para enderezar un trayecto que después de una primera vuelta deficiente, en la segunda se había presentado con tintes de solvencia para el Abanca Ademar y que en los tres últimos envites con dos derrotas y un empate se ha estropeado en parte. Y sin duda alguna ha sido el detonante para decir adiós a su presencia en Europa el próximo ejercicio.

Con todo ello el plantel leonés recibe a un Anaitasuna situado precisamente dos escalones más abajo a un punto y que buscará repetir el resultado de la primera vuelta en tierras navarras donde se llevó el gato al agua.

El encuentro se presenta por tanto como la oportunidad para ambos de, lejos de la tensión de jugarse algún objetivo de relevancia, para que unos y otros muestren su mejor versión, en especial los leoneses que buscarán también resarcir a su afición con un encuentro en el que el Abanca Ademar debe aplicarse en la solvencia defensiva para allanar el camino a los dos puntos. También empezar a dibujar el nuevo proyecto que debe escribir sus primeras líneas con el final de la Liga y que sin duda alguna debe tener a Europa como meta.

Con este panorama los ademaristas reciben al Anaitasuna en un encuentro al que sólo faltará Jozinovic, lesionado. El resto estará disponible a las órdenes del técnico de Valdevimbre para intentar salir airosos. También puede ser la oportunidad para que los que hasta ahora han disfrutado de menor presencia en la pista puedan ganarse unos minutos más con su actuación.

Todo en un encuentro que de ganarlo puede mantener al Abanca Ademar a la estela del sexto peldaño liguero. De perderlo incluso lo llevaría a ceder el terreno ganado en esta segunda vuelta, incluido el Anaitasuna. Ganar supondrá así una alegría tras la decepción del adiós a Europa.

Un trámite tras decir adiós a Europa
Comentarios