lunes 23/5/22
La recomendación de... teresa gutiérrez, alcaldesa de carrocera y pedánea de Benllera

Carrocera, un viaje a lo cercano

Saliendo de León por la carretera CL 623 y a tan sólo 21 km nos encontramos el municipio de Carrocera. Así que cualquier día es bueno para conocer las siete poblaciones que lo integran, cada una de ellas con personalidad propia: Benllera, Carrocera, Cuevas de Viñayo, Otero de las Dueñas, Piedrasecha, Santiago de las Villas y Viñayo. Nos recibe el Santuario de Camposagrado cuya fachada norte se abre en territorio de Benllera. Y avanzando hacia el interior del municipio, dejando a la izquierda los vestigios de los Pozos de Colinas y tras el tobogán de las curvas del Cillerón, nos sorprende la memoria hecha arte con toda su crudeza por el escultor Amancio.

Ahí se nos plantea el primer dilema: coger el camino vecinal que, a la izquierda nos introduce en el pueblo de Benllera o el de la derecha que nos lleva directamente al de Carrocera y posteriormente a Santiago de las Villas y Cuevas de Viñayo. Éstos dos últimos no tienen más salida que invertir el sentido de la marcha o adentrarse en los montes de preciosos paisajes. Si optamos por Benllera, además de retroceder sobre nuestros pasos tenemos otra salida por un camino agrícola hasta la carretera de La Magdalena-La Bañeza donde, en término aún de Benllera, se puede disfrutar de una zona de ocio, pesca-embarcadero en el contra embalse de Selga de Ordás.

Desde el embalse, siguiendo el curso del río Luna hacia La Magdalena, nos encontramos el barrio de las ‘Casas Baratas’ y llegamos después al barrio de la Magdalena (ambos de la localidad de Otero de las Dueñas). Es aquí donde una cierta confusión que enfada al vecindaro atribuye a otras localidades, el tanatorio, el cuartel de la Guardia Civil el acceso a la autopista a León-Asturias, el polígono industrial Los Avezales, etc. Todo ello está ubicado en Otero de las Dueñas del municipio de Carrocera.

Así que hacia el núcleo de Otero nos encaminamos, otra vez por la CL 623, y desde allí accederemos a Viñayo y finalmente a Piedrasecha.

Existe en el municipio un buen catálogo de elementos protegidos y bienes de interés cultural. A modo de ejemplo, tres edificaciones con escudo, el Monasterio de Santa María, en Otero de las Dueñas, la Casa de los Álvarez de Miranda en Benllera y otra edificación con dos portalones blasonados, también en Benllera.

En todos los núcleos que forman el municipio se ha delimitado un área de protección que comprende los cascos antiguos de cada uno, donde se conservan bastantes muestras de arquitectura tradicional, así por ejemplo podemos buscar en Benllera el gran número de hornos adosados a las edificaciones familiares.

Igualmente se reseñan puntos de interés biológico, geológico y paisajístico como el desfiladero de los Calderones en Piedrasecha o el ya citado contraembalse de Selga de Ordás. yacimientos incluidos en el Inventario Arqueológico de Castilla y León como ‘La Presa de la Griega’. (Santiago de las Villas) que de época Romano Altoimperial, aún permite ver un canal tallado en la roca en la margen izquierda del río Torre.

Cada rincón es una sorpresa y cada paisaje ofrece infinitas posibilidades, así que siempre se puede volver pero, aunque la opción de quedase a pasar la noche añade otras posibilidad como la observación del firmamento.

La oferta de alojamientos es amplia y disponible en todas las localidades y los

establecimientos de restauración y cafetería también numerosos y de reconocido

prestigio. Solo hay que venir a comprobarlo. Os esperamos en Carrocera.

Carrocera, un viaje a lo cercano
Comentarios